Juan Martín Amieva volvió al gol ante Altos Hornos Zapla, en la victoria de Gimnasia y Tiro que le sirvió para sacarse la soga del cuello y acomodarse mejor en el pelotón de la tabla.
El nuevo goleador millonario, que lleva 4 tantos en lo que va de temporada, se refirió al valor de volver a la victoria, pero también se acordó de las traumáticas experiencias del clásico y de Unión Aconquija y redobló la apuesta para el compromiso en Catamarca frente a San Lorenzo de Alem, que se disputará el próximo domingo, por la octava fecha del torneo Federal A.
"Estábamos obligados a ganar en casa de local sí o sí, no podíamos darnos más el lujo de perder puntos luego de dos derrotas duras, necesitábamos no perderle pisada a los de arriba. Ahora se está poniendo linda la cosa. Nosotros sabíamos que estábamos haciendo las cosas bien, pero los resultados no se nos estaban dando y como lo dije en su momento, ese no era el verdadero Gimnasia.
Contra Juventud lo veo a la distancia y sostengo que fue un resultado mentiroso, ellos nos llegaron cinco veces y nos hicieron cuatro goles. Y nosotros tuvimos ocho o nueve situaciones claras y no las pudimos concretar. Venimos por buen camino, trabajando duro y con humildad", expresó Amieva.
"Nicolás Aguirre y Ceratto entraron muy bien, por suerte también se le dio a Ceratto, que es delantero y necesitaba del gol y recuperar esa confianza, como yo. La zona está pareja. Juventud ahora queda libre y nosotros iremos por el triunfo a Catamarca para bajarlos de la punta y volver a meternos en zona de clasificación", concluyó el atacante puntano.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial



Comentá esta noticia