Daniel Angelici, se quejó hoy de la difusión que tuvo la foto de su par riverplatense, Rodolfo D'Onofrio, en el piso del vestuario visitante durante el Superclásico y la calificó como "lamentable".
"River tenía a disposición el palco visitante pero D'Onofrio decidió irse al vestuario visitante. Es una foto lamentable, me dolió. No sé qué imagen quisieron dar", se quejó Angelici.
Por el lado 'Millonario', la respuesta la dio el presidente de Relaciones Públicas, Adrián Varela, quien explicó cómo terminaron viendo el partido en ese lugar.
"Nos ofrecieron dos palcos: el de la segunda bandeja (en la zona de los pupitres de prensa) y el de abajo. Cuando fuimos abajo, estaba lleno. Quisimos regresar al otro pero ya estaba completo y por seguridad nos fuimos al vestuario", relató el directivo del conjunto de Núñez.
No obstante, Angelici, en diálogo con Radio La Red, explicó que en el palco ubicado al lado de los banco de suplentes estaba el empresario de Torneos y Competencias, Alejandro Burzaco, quien habría intentado cederle el espacio a la comitiva encabezada por D'Onofrio.
"Si querían desviar la atención y no hablar de la derrota, lo lograron. Habría que preguntarles por qué no quisieron subir al palco de arriba", subrayó Angelici.

¿Qué te pareció el primer supe...

En este sentido, Varela, en declaraciones a Radio América, indicó que el palco de la segunda bandeja, que según el titular xeneize tiene capacidad para 24 personas, ya lo habían ocupado parte de la delegación de 35 dirigentes que fueron a La Boca.
"Nos pareció extraño y antipático. Creo que el trato debería haber sido otro", expresó Varela, quien contó que la foto la sacó un dirigente al que le pareció que la "situación" daba para ser retratada aunque no especificó si contó con el aval de D'Onofrio.
"Estuvimos toda la semana dando un mensaje de paz. Lo voy a hablar personalmente con Rodolfo", se quejó Angelici, quien los días previos al Superclásico había asistido a varios programas con su par millonario.
Consultado por el partido del próximo jueves en el estadio Monumental, por la ida de los octavos de final de la Copa Libertadores de América, el presidente boquense confirmó su presencia y recordó el trato que tuvieron en el último cruce por Copa Sudamericana cuando el vestuario visitante sufrió cortes de luz y de agua.
"Yo nunca me quejo, ni cuando me cortan la luz. Voy a ir al lugar que dispone River, al córner cruzando todo el club. Y si me tengo que quedar en el vestuario no me voy a sacar ninguna foto", concluyó.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial



Comentá esta noticia