El equipo argentino de Copa Davis consiguió ayer el pasaje a los cuartos de final en busca de la Ensaladera de Plata, donde se medirá con el representativo serbio que lidera el mejor tenista actual, Novak Djokovic, gracias al triunfo de Federico Delbonis ante Thomaz Bellucci, en el quinto punto de la serie frente a Brasil.
Después del histórico triunfo de Leonardo Mayer (27) ante Joao Souza en 6 horas y 42 minutos, que le dio vida al equipo argentino, Delbonis, ubicado en el puesto 83 en el ranking mundial, selló el pasaje ante el 85.
En el horizonte del equipo argentino aparece Serbia, que con Djokovic como figura excluyente vapuleó a Croacia por 5-0 y visitará Buenos Aires desde el 17 al 19 de julio, en una serie que se jugará Tecnópolis pero bajo techo.
Embed

El equipo nacional revirtió un marcador adverso por cuarta vez en los 91 años que lleva participando en la Copa Davis, la última en septiembre pasado, cuando logró la permanencia en la élite frente a Israel.
La gran reacción que experimentó el equipo en el estadio montada especialmente en Tecnópolis sobre polvo de ladrillo, entrará no sólo en la historia del tenis nacional, sino también en la de la Davis, porque incluyó el encuentro de single más largo de este torneo con el triunfo de Leonardo Mayer sobre Joao Souza.
Argentina tuvo que pasar momentos de mucha tensión y sufrimiento pero terminó festejando gracias al triunfo sobre Federico Delbonis sobre Thomaz Belluci en cuatro sets, pese a haber arrancado 1-2 el domingo, situación en la que había perdido 18 veces.
Respecto de las tres anteriores remontadas, la primera sucedió en Brasil, más precisamente en San Pablo, en una serie de cuartos de final de la Zona Americana jugada entre el 17 y19 de diciembre de 1976, con el enorme Guillermo Vilas como emblema del equipo y la victoria 3-2 sobre el local.
El primer día el brasileño Tomás Koch le ganó a Ricardo Cano por 3-6, 7-5, 6-4 y 6-1, y Vilas superó a Carlos Kirmayr por 10-8, 61 y abandono.


  • El camino a la clasificación del equipo argentino

El equipo nacional, que conduce Daniel Orsanic, comenzó con el pie izquierdo la serie ante Brasil porque el viernes Carlos Berlocq (67), no pudo ante Joao Souza por 6-4, 3-6, 5-7, 6-3 y 6-2. Luego llegó la igualdad de la mano del correntino Leonardo Mayer con su éxito frente a Thomaz Bellucci por 6-4, 6-3, 1-6 y 6-3, que devolvió la ilusión.

El sábado se hizo nuevamente cuesta arriba el clásico sudamericano con el triunfo en dobles de Marcelo Melo (3) y Bruno Soares (12), sobre Berlocq y Diego Schwartzman por 7-5, 6-3 y 6-4 en el tercer punto. Ya el domingo, la igualdad llegó de la mano de Mayer, quien se impuso sobre Souza por 7-6 (7-4), 7-6 (7-5), 5-7, 5-7 y 15-13.

Federico Delbonis, que debutaba como singlista en la competición, superó por 6-3 3-6 6-2 y 7-5 al brasileño Thomaz Belluci en el último punto de la serie y le dio al equipo nacional el pase a cuartos de final. El tenista bonaerense se quedó con la victoria en un partido que se disputó en dos tramos (entre el domingo y ayer).

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial



Comentá esta noticia