El entrenador de Boca Juniors, Rodolfo Arruabarrena, dispuso un trabajo táctico para el entrenamiento matutino en el que paró al uruguayo Alexis Rolín, ya recuperado de un golpe, en lugar de Fernando Tobio, y Fabián Monzón, como reemplazante del lesionado Nicolás Colazo en el lateral izquierdo, para recibir el sábado a Quilmes.
En un ensayo a puertas cerradas, el técnico reafirmó la intención de realizar tres cambios con respecto al equipo del pasado domingo ante Sarmiento en Junín (1-0) que le permitió convertirse en líder del certamen.
Las variantes serán el ingreso de Monzón por Colazo, quien sufrió una distensión en el aductor izquierdo, el regreso de Fernando Gago tras su participación en la Copa América por Marcelo Meli y el debut estelar de Carlos Tevez en lugar de Nicolás Lodeiro.
El mediocampista uruguayo, además de ser desplazado por el Apache, no terminó la práctica debido a que padece un esguince de rodilla derecha que lo mantendrá inactivo, al menos, por dos semanas.
Boca: Agustín Orión; Gino Peruzzi, Rolín, Daniel Díaz y Monzón; Pablo Pérez, Cristian Erbes, Fernando Gago; Tevez, Sebastián Palacios y Jonathan Calleri.
Rolín se recuperó de un traumatismo en la pierna derecha y regresó al equipo titular luego de ser reemplazado en la práctica del martes y miércoles por Tobio, uno de los refuerzos para la segunda parte del torneo.
Por su parte, el delantero Andrés Chávez, con una distensión isquiotibial derecho, solo trotó alrededor de la cancha, mientras que Lodeiro y Colazo estuvieron en kinesiología.
Boca Juniors, líder del campeonato con 34 puntos, uno más que San Lorenzo, recibirá a Quilmes el sábado desde las 16.10 con arbitraje de Patricio Loustau

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial



Comentá esta noticia