El rendimiento de Messi mejoró notablemente en los últimos meses. Mundo Deportivo dedicó un artículo explicando el por qué de este cambio. Según el medio español, luego de perder el Mundial y luego el Balón de Oro en manos de Ronaldo, la Pulga se abocó a cambiar su rumbo y conseguir un rendimiento superior. Mundo Deportivo explica:

"Uno de los secretos que explican este nuevo impulso en la carrera del crack hay que atribuirlo a un esfuerzo personal del jugador, que le ha llevado a perder, ni más menos, tres kilogramos y medio respecto a la temporada pasada, un hecho que tiene como objetivo una cuestión muy simple: ser mejor todavía.

En el campo se advierte esa evolución del cuerpo de Leo, más liviano, más fibrado y por ello más ágil de movimientos e huidizo para los rivales. La temporada pasada, aunque de números extraordinarios si fueran obra de cualquier otro futbolista, dejó una sensación de frustración a Messi, así lo reconoció el propio jugador en unas recientes declaraciones en las que confesó que diversos problemas extradeportivos le acabaron afectando en el césped.

Hundido tras perder la final del Mundial, Messi inició la nueva temporada con ganas de revancha personal, así que, después de probar por poco tiempo y escaso éxito los servicios de la dietista Silvia Tremoleda, contrató a un experto en alimentación italiano que le está funcionando a la perfección.

La aportación externa es complementaria: el club sigue llevando el peso de todo el control médico-alimenticio y el kinesiólogo argentino Marcelo 'Daddy' D'Andrea, que vive en Barcelona la mitad del año acompañando al crack, es la tercera pata de un grupo de trabajo al servicio del mejor del mundo. Casualidad o no, lo cierto es que los episodios en los que Messi tenía arcadas han desaparecido".

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial



Comentá esta noticia