¿Se sienten más livianos tras sacarse esa pesada mochila de visitante?
Por ganar de visitante sí, pero por el resultado que tenemos que conseguir ahora no. La responsabilidad es mucho más grande ahora porque depende pura y exclusivamente de nosotros la posibilidad de clasificar. Debemos entender todos que este “es el partido”. Todo lo que haya que poner hay que ponerlo el domingo. Todos lo deben entender de esa manera, yo lo debo entender así. Para nosotros será el partido más importante del campeonato, el que nos permitirá clasificar.

¿La fortuna en Jujuy compensa la malaria que tuvieron en otros partidos?
Es algo a corregir. Nosotros no podemos conformarnos con el triunfo, más allá de que fue importante. Pero hay que mirar más allá, el juego. No hay que repetir los errores de ese partido aunque la fortuna nos haya salvado. Esos palos que en Jujuy jugaron a favor, contra San Lorenzo de Alem nos puede jugar en contra. Tenemos que estar sólidos y convencidos de que podemos jugar cada día mejor. Esta es una final y no podemos tomarlo de otra forma. Si pasamos de fase, de visitante se vendrán partidos mucho más bravos que ante Zapla.

¿Esta racha positiva predispone de otra forma, se hace más fácil el trabajo y la convivencia?
Lo más importante de ganarle a Zapla fueron los tres puntos y el envión anímico, el estímulo psicológico. Hoy el fútbol es un estado de ánimo y es importante que los jugadores estén motivados. Pero debemos enfocarnos en el juego, todos los jugadores deben ser autocríticos y yo ayudarlos a ellos para que sigan mejorando.

¿Siente que aún no lograron afianzarse como equipo, pese a estos últimos tres partidos?
Este equipo tiene momentos. Como lo dije desde que comenzó el torneo, tenemos que buscar el equilibrio. Nosotros, o tenemos un buen ataque y un día malo en defensa o al revés. Veníamos ganando, perdiendo, ganando, perdiendo. Pero ahora sumamos al fin en tres partidos consecutivos. Las lesiones desde que arrancó el proceso nos perjudicaron mucho, sobre todo la de Agustín Bellone, que para mí era un jugador fundamental en el plantel y para el juego, para jugar con un marcador de punta que pase al ataque y pueda ayudar a los delanteros para tener más llegada, perdimos eso. Contra Aconquija jugamos nuestro mejor partido. Y de Zapla rescato el hecho de recuperarnos de un nocaut anímico. Pero quiero que mi equipo juegue siempre como contra Aconquija y no tanto como con Zapla.

¿Enfrentarán a un San Lorenzo de Alem muy diferente al que mostraba debilidades al comienzo del torneo?
Vienen de menor a mayor y vendrán a jugarse una chance de clasificar como mejor tercero, no debemos descuidar eso. Esta vez sí necesitamos de la actitud, la vehemencia, el corazón, la capacidad, la inteligencia. Y la contundencia también, porque los partidos se ganan con goles. El partido es este, no es otro. Nadie se debe relajar, nadie debe pensar que estamos clasificados. En la semana probé con (Álvaro) Cazula y con (Federico) Allende como lateral; probé con un mediapunta y con dos delanteros. Voy a poner el mejor equipo, al jugador que esté más concentrado, más metido, ese va a jugar. No Bianco, el equipo lo necesita así y están representando a un club que tiene a mucha gente ilusionada.
¿Cómo se imagina la recepción del hincha mañana en el Gigante del Norte?
La gente siempre nos apoyó, estuvo con nosotros más allá de un resultado. Nosotros necesitamos a toda la gente, porque hay momentos en que ellos pueden darle la fuerza necesaria desde afuera a los jugadores para que reaccionen.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial



Comentá esta noticia