Charles Chuck Blazer es el gran nombre propio de esta investigación que encabeza el FBI contra la FIFA. El estadounidense fue presidente de la US Soccer y secretario general de la CONCACAF (Unión de federaciones en América del Norte y Central) y también miembro del comité ejecutivo de la FIFA hasta mayo de 2013, cuando fue suspendido durante 90 días por haber recibido de forma fraudulenta más de 20 millones de dólares de la CONCACAF.
Ahora Blazer es el "arrepentido" que aportó información clave para las detenciones y acusaciones contra dirigentes de la FIFA.
En noviembre del año pasado se supo que Blazer trabajaba en una investigación estadounidense del FBI contra la FIFA y grabó a miembros del comité en secreto.
Siendo integrante de la FIFA, Blazer grabó conversaciones que ahora están siendo utilizadas en la investigación y aportó información y nombre claves para las detenciones que se hicieron en las últimas horas.
Con ese trabajo de agente infiltrado, el dirigente estadounidense busca contrarrestar fuertes penas en su contra por cargos de evasión.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial



Comentá esta noticia