El director técnico de Atlético de Rafaela, Jorge Burruchaga, desmintió hoy un supuesto intento de agresión de barras del club tras la derrota del martes como local ante Temperley, por la cuarta fecha del torneo de Primera División, pero el plantel se entrenó con custodia policial.
"No me increparon ni me agredieron. Como pasa en el fútbol, cuando no tenés resultados, la gente agrede verbalmente y dice que nada sirve", expresó Burruchaga en diálogo con TyC Sports.
El ex volante del seleccionado argentino de fútbol campeón del mundo en 1986 detalló que a la salida del vestuario local del estadio Nuevo Monumental de Rafaela se acercaron "cuatro o cinco de la hinchada" y que charló con ellos "un ratito", pero que no hubo agresión.
Sin embargo, el plantel se entrenó hoy en el predio del automotor a puertas cerradas y con la presencia de policías en la puerta de entrada.
Atlético de Rafaela sufrió ante Temperley la tercera derrota consecutiva en el Campeonato de Primera División donde reúne tres unidades en la Zona 2.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial



Comentá esta noticia