Ricardo Caruso Lombardi enfrentó hoy el prejuicio de ser considerado un director técnico defensivo y asumió que trabajará “con el murmullo de la gente de Huracán”, un club de tradición futbolística antagónica a su perfil.
En su primera conferencia de prensa como conductor del globo, el extrovertido DT entendió la resistencia que pueda generar su contratación pero instó a los hinchas a “vivir la realidad”.
“Sé que puede haber muchos que piensen: ‘en este club dirigió (César Luis) Menotti y (Angel) Cappa’ y tienen razón, pero eso fue ‘el antes’. También hay que vivir la realidad, ser lógico y entender los momentos”, consideró.
Caruso Lombardi quiso llevarle tranquilidad al pueblo quemero cuando también se mostró partidario de “jugar bien” y negó que vaya a conformar un equipo conservador.
“Si tengo a (Patricio) Toranzo o (Alejandro) Romero Gamarra no los voy a poner de 2 y de 3. Tampoco les voy a pedir que saquen del medio y pateen a la tribuna. Pero si en algún momento tengo que sacar un delantero y poner un mediocampista de marca lo voy a hacer, siempre que considere que es por el bien de Huracán”, aclaró.
“Sé que voy a tener el murmullo de la gente. En este club me han puteado mucho, me han tirado de todo, pero siempre pensé: ‘algún día voy a venir a trabajar acá’”, recordó.
En su primera práctica al frente del plantel de Huracán probó con el siguiente equipo: Marcos Diaz; Nicolás Romat, Martín Nervo, Federico Mancinelli, Emanuel Morales; Mauro Bogado, Matías Fritzler y Lucas Sosa (recibió cuatro puntos de sutura por un golpe en su cabeza); Romero Gamarra; Norberto Briasco y Diego Mendoza.
Su debut se producirá el próximo lunes a las 21 frente a Atlético Tucumán en el estadio Monumental José Fierro.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial



Comentá esta noticia