El próximo Federal B será de transición, comenzaría el 21 de febrero y será optativo.
Por esta razón, Pellegrini comenzó a pensar si podrá realmente hacerle frente económicamente al torneo.
"Tengo dudas si vamos a participar porque tengo que hacer un análisis económico de recursos. Hasta el 28 de diciembre tenemos tiempo para pensar", dijo Daniel Cáseres, presidente de peye.
Este torneo otorgará dos ascensos y será optativo porque nuevamente se tratará de un torneo de transición.
Las ganas y el entusiasmo están, pero ahora la dirigencia adoquinera analizará si también están los recursos económicos para solventar la participación. "Tenemos todas las ganas, porque con la evolución que tuvimos a nivel deportivo sería coherente seguir compitiendo. Pero necesitaríamos más o menos 220 mil pesos mensuales", dijo Cáseres haciendo una aproximación de lo que serían los gastos.
Por el momento, desde Pellegrini buscan auspiciantes y que los números cierren para poder participar. "El Gobierno nos dijo que nos va ayudar pero no nos dijo con cuánto. Hoy no puedo decir si participamos o no, dependemos de respuestas de auspiciantes. En ningún momento se va poner en riesgo el patrimonio del club; si los números no cierran, no jugaremos", concluyó Cáseres.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial



Comentá esta noticia