Luego de las amenazas recibidas por el presidente José Muratore, la Brigada de Investigaciones de la Policía de Salta, realizó esta mañana, a las 6, varios allanamientos en distintos puntos de nuestra ciudad, para detener a los cabecillas de la barra antoniana la Número Uno. Hasta el momento cayó uno de ellos y principal líder, Pimpoyo Ramos, con domicilio en el barrio Ceferino. Además se secuestraron armas de fuego. La intención de los barras era suspender el partido del domingo entre Juventud Antoniana y Altos Hornos Zapla que se jugará el próximo domingo en el estadio Padre Ernesto Martearrena.
La información fue confirmada por el Ministro de Seguridad, Alejandro Cornejo D'Andrea, a El Tribuno, quien desestimó que estas detenciones tenga que ver con las amenazas en contra de Pepe Muratore, sino de un enfrentamiento entre los barras, a los tiros, en el Aniversario del Centro Juventud Antoniana. Desde el ministerio de Seguridad informaron que Muratore "no realizó ninguna denuncia formal sobre las amenazas que recibió.

PIMPOYO.jpg
Pimoyo Ramos, líder de la Número Uno, barra de Juventud, junto al presidente José Muratore, cuando supuestamente se había firmado la "paz". Fue antes del comienzo del torneo en diario El Tribuno.


¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial



Comentá esta noticia