¿La tercera será la vencida para Central Norte? La historia se vuelve a repetir para el cuervo y por segunda vez consecutiva -tercera desde que perdió la categoría- definirá la fase de semifinales ante San Martín de Formosa, un viejo conocido a esta altura que lo eliminó la temporada pasada en un bochornoso desenlace cargado de violencia.
El destino los volvió a cruzar: Central y San Martín vuelve a medirse y en una misma instancia. Pero, esta vez el contexto cambió y la definición invirtió las localías porque el cuervo jugará primero de visitante y definirá de local, todo lo opuesto a lo que sucedió en el torneo anterior.
La historia será otra, el actual Central Norte es diferente al que dirigió en aquella oportunidad Daniel Cravero, muy pocos jugadores sobrevivieron de aquel proceso. Eso sí, los que quedaron tendrán revancha, sobre todo por las incesantes agresiones físicas que sufrieron los jugadores del cuervo en Formosa.
Solo quedaron cuatro sobrevivientes del aquel vergonzoso partido de semifinal que se definió en el mismo estadio donde comenzará la nueva serie. Eduardo Buruchaga, Ezequiel Melillo, Ricardo Acosta y Vicente Monje, quienes integrarían el once titular el próximo domingo, seguramente vivirán el pleito de manera especial.
Especial porque, como se dice comúnmente en el fútbol, a Central Norte "lo acostaron" en aquel partido. Se jugó en una cancha que no tuvo las garantías mínimas para preservar la integridad del plantel azabache. Es más, hasta los hinchas del equipo local ingresaron al campo de juego a agredir a los jugadores de Central mientras el partido transcurría, esto sumado al pésimo desempeño del árbitro Fernando Brillada.
San Martín de Formosa también tiene sobrevivientes de aquella batalla que "ganó", Héctor Chaparro continúa como técnico de la franja y mantiene a jugadores claves como el arquero Iván Gorosito, Cristian Gutiérrez, Roberto Chaparro y Alejandro Benítez, quien marcó el gol de la victoria y le dio a San Martín la clasificación a la final.
Central Norte afrontará una semifinal que tiene todos los condimentos de una final.
Será ahora el equipo de Pedro Rioja el que buscará el mejor resultado posible en el primer juego con la motivación de haber superado la llave de cuartos por amplio margen. San Martín se encontrará con un equipo mucho más sólido, que se muestra contundente y que tiene mayor recambio.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial



Comentá esta noticia