El atleta argentino Germán Chiaraviglio consiguió una histórica clasificación a la final del salto con garrocha en los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro 2012, al establecer una marca de 5,70 metros y ubicarse entre los 12 mejores participantes de la prueba.
Aunque el corte clasificatorio de la competencia era 5.75, no hizo falta llegar a la marca: nueve competidores igualaron en los 5.70, y tres se sumaron a la final con diez centímetros menos. El resto fracasó en los intentos de 5.60.
La final de la disciplina será el lunes a partir de las 20.35, siempre en el escenario del Estadio Olímpico de Rïo.
La actuación del santafesino es historia pura y en esta, su tercera participación olímpica, finalmente pudo meterse en la definición por las medallas. No lo había logrado en Beijing 2008 ni en Londres 2012.
"Vine a buscar un buen torneo, no me imaginé que iba a lograr esto. Me acuerdo de cuando era chiquito y veía estas cosas en la tele, y era un sueño que por fin pude lograr. Estoy muy feliz, todavía no me doy cuenta", dijo.
Chiaraviglio -que sí había sido finalista en el Mundial de Beijing del año pasado-, comenzó esta noche en 5.30 (lo pasó en un intento) y siguió en 5.45 (1), 5.60 (3) y los 5.70 del pasaje, lo que consiguió en su segundo salto.
Al argentino, que tiene como mejor marca personal histórica 5.75, se lo vio relajado y tranquilo durante toda la eliminatoria y lo refrendó con la clasificación.

  • Los doce clasificados
Los doce clasificados a la final del salto con garrocha son: Sam Kendricks (Estados Unidos), Konstadinos Filippidis (Grecia), Thiago Da Silva (Brasil), Renaud Lavillenie (Francia), Changrui Xue (China), Piotr Lisek (Polonia), Shawnacy Barber (Canadá), Germán Chiaraviglio (Argentina), Jan Kudlika (República Checa), Michal Balner (República Checa), Pauls Pujats (Letonia) y Daichi Sawano (Japón).

¿Qué te pareció esta noticia?



Comentá esta noticia