Lo que se decía en la teoría, se concretó en la práctica. San Lorenzo no tuvo inconvenientes para despachar a Unión Sunchales con una victoria por 3 a 1, que lo pone en una nueva instancia de la Copa Argentina (16avos. de final), como candidato, obvio, capaz de soplar tan fuerte como sus individualidades se lo propongan. Aunque esta copa para San Lorenzo no es la "Champions League" como la consideran los otros grandes, River o Racing, que también mostrarán sus figuras en el Martearena, o como Boca e Independiente. Por ser el último pasaje para la Copa Libertadores del próximo año, es que los popes del fútbol nacional la necesitan.
Embed

El oportunismo de Nicolás Blandi y la vocación de Martín Cauteruccio aplastaron las ilusiones de un equipo del Federal A que, a su vez, fue un digno rival y estuvo a tono con la lógica de esta competencia: el equipo "chico" se cuida más, tiene un plus extra y disimula como puede su debilidad. Eso hizo Sunchales hasta la media hora de juego, hasta que Nico Blandi se llevó la pelota por delante tras un rechazo corto, para festejar el primer tanto.
Es que los chicos hacen hasta dónde los grandes lo permiten. Esa paridad inicial que se sabía como un cristal en plena mudanza se rompía en cualquier momento. Sin embargo, cuando San Lorenzo unió a su poblado mediocampo, con sobrada riqueza técnica, la que aportan Ortigoza como eje central, Belluschi y Blanco como satélites y Cerutti y Mussis como sorpresas, la inclinación del campo fue una constante y las oportunidades de gol estaban latentes.
Embed

El equipo de Boedo aprovechó las circunstancias de este partido, casi trámite, además, para darle la bienvenida a su nuevo DT Diego Aguirre y a un hijo prodigo: Fabricio Coloccini. El hombre de los rulos arrancó los primeros aplausos en el campo de juego ni bien entró en acción para el quite, pero también protagonizó una jugada polémica al tocar la pelota con su brazo ante un remate de Faría. Minutos antes, a San Lorenzo no le cobraron otra jugada dudosa, de penal.
Embed
Pese a la superioridad terrenal del ciclón, Unión fue más de una vez a ver qué pasaba cerca de Torrico. En este afán, Daniel Salvatierra y Franco Faría pusieron a correr a Mieres y al propio Coloccini más de una vez.
Ya con el gol de Blandi en el bolsillo, San Lorenzo salió a jugar el resto del partido y sacó pecho de su recambio: salió Cerutti y entró Cauteruccio. ¡Y cómo entró Cauteruccio! El goleador sacó un zapatazo desde el aire, cuando la pelota volvía de un rebote, a unos 30 metros del arco y la clavó al lado del palo.
Embed

Nico Blandi, que juega poco pero está dónde tiene que estar, sacó a relucir otra vez su oportunismo para empujar el balón tras otro rechazo a media con el cual se selló la clasificación a una nueva ronda (ahora enfrentará a Douglas Haig de Pergamino). El equipo verde solo logró el descuento a través de Bauman, luego de que Torrico le atajara un penal que él mismo había lanzado.
San Lorenzo se fue de Salta con la certeza de que, amén de sus rivales, puede llegar lejos.

  • Las formaciones

San Lorenzo 3: Sebastián Torrico; Brian Mieres, Fabricio Coloccini, Matías Caruzzo y Emmanuel Mas; Fernando Belluschi, Franco Mussis, Néstor Ortigoza y Ezequiel Cerutti; Sebastián Blanco y Nicolás Blandi. DT: Diego Aguirre.
Unión Sunchales 1: Gonzalo González; Sebastián Mandrile, José Ibarra, Miguel Yuste y Manuel Morelo; Pablo Gaitán, Emanuel Romero y Franco Faria; Daniel Salvatierra, Jonatan Baumann y Cristian Acosta. DT: Adrián Tosetto.

Goles: PT: 34' Nico Blandi (SL). ST: 11' Martín Cauteruccio (SL), 14' Blandi (SL), 29' Jonathan Bauman (US).
Cambios: ST: al inicio Martín Cauteruccio por Cerutti (SL) y Matías Rojo por Romero (US), 25m Leandro Romagnoli por Blandi, 26m Paulo Díaz por Mussis (SL), 27m. Rubén Tarasco por Farías, 39m. Diego López por Bauman (US).

Estadio: Padre Ernesto Martearena.
Árbitro: Mariano González
Jornada: 32avos de final.


¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial



Comentá esta noticia