Dos temas puntuales abordó Emiliano Costa, PF del santo: la pretemporada y el trabajaó con los mayores.

¿Cómo evalúa la primera parte del trabajo cumplido en
Córdoba?
El trabajo fue duro, intenso, pero con una predisposición del plantel pocas veces vista. La verdad es que todo fue muy bueno. La convivencia... Mucha dedicación al trabajo, desde el más joven hasta el más grande. Así que estamos más que conformes con el trabajo realizado hasta el momento.

¿Cuánto puede significar esta pretemporada para los jugadores en el desarrollo del torneo?
Mirá, para nosotros era fundamental, queríamos estar en todos los detalles porque creía y consideramos, como todo los planteles, año a año, se habla primero de conformar un buen plantel de jugadores, buenas personas y después, generalmente, se trata de hacer un buen trabajo de pretemporada. Diseñamos los entrenamientos de manera tal, de mejorar lo que se hizo en el torneo anterior y más de las características de los jugadores que llegaron y los que quedaron, poder hacer, en algún momento, alguna diferencia física también. Fue muy duro el trabajo pero salió todo muy bien.

En un plantel conformado por varios jugadores que pasaron los 30 años, con jóvenes y otros no tan jóvenes, ¿cuáles fueron las pautas de trabajo?
Cuando empecé a planificar la pretemporada tenía que tener en cuenta eso. No es lo mismo a tener jugadores en un plantel de una misma edad, donde vos podés agachar la cabeza y darle, es muy diferente tener jugadores grandes. Pero te voy a ser sincero: opté por apuntar para arriba y no hacia abajo. Si con algún jugador teníamos que hacer un trabajo diferenciado o bajarle la carga, lo podía hacer. Vine con esa idea, pero la verdad es que me encontré con un plantel que ya conocía, a la mayoría. Y pasaron situaciones con algunos jugadores grandes. En algún trabajo fuerte, en los dobles turno, hemos pensando en sacarlos y no exigirlos, pero la respuesta fue "no", ellos sentían que estaban para seguir y, de hecho, lo hicieron. No dudó ningún jugador de los grandes ni se han pedido algún trabajo. Todos hicieron de todo. Me sorprendió para bien.

Siguiendo con el tema, ¿qué otro aspecto tuvo en cuenta?
Hice mucho hincapié en el trabajo preventivo. El gimnasio que me facilitó la dirigencia fue fundamental para hacer un trabajo completo en ese sentido. No hemos tenido ningún problema. Desde ese punto de vista y para aquel que no lo sabe y el que no conozca a este plantel, este es un equipo como cualquiera. No pareciera que hubiese jugadores grandes de edad. De hecho, en la evaluación de los primeros días cuando hice las pruebas, (Gustavo) Ibáñez y (Gustavo) Balvorín fueron de los mejores. Esos dos deportistas estaban en el grupo de los mejores tiempos. Fue una sorpresa también.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial



Comentá esta noticia