Carolina Cristinziano, flamante secretaria general de la Comisión Regularizadora de la AFA, afirmó que se "sacaron de contexto unas declaraciones suyas" y negó tener relación con la barra brava de Rosario Central.
De esta manera, la esposa del exfutbolista Gonzalo Belloso, ídolo del "Canalla", salió al cruce de unas declaraciones que salieron a la luz luego de una entrevista que dio al diario Perfil, en 2011. En la nota, había sido clara cuando le consultaron si tenía miedo de ir a la cancha: "¡No! Aparte siempre me peleo con la Policía. Todos los partidos de visitante entro a los tiros, a veces sin entrada, ¡y con el jefe de la barra!".
No obstante, dijo que "no tengo ni tuve vinculación con la barra" y contó que "entiende que muchos periodistas quieran saber información de nosotros".
"Se tomó una anécdota porque siempre fui a la cancha, voy desde que estoy en la panza de mi mamá. Lamento que se me haya sacado de contexto, investiguen lo que sea necesario. En lo profesional, quedénse tranquilos que me siento más que calificada para estar acá", aseveró.
Cristinziano llega con el aval de Montserrat Giménez, la asesora legal de la Conmebol, quien la recomendó en la charla que tuvo con Primo Corvaro, el veedor de FIFA que estuvo en Argentina en las últimas semanas. Belloso, que trabaja en la entidad que rige los destinos del fútbol sudamericano, fue quien impulsó su candidatura. Vinculada a la representación de futbolistas, trabajó junto a Gustavo Mascardi y en los últimos años asesoró a varios jugadores, entre los que se destaca Mariano Pavone. Cristinziano participó de la llegada de Andrés D`Alessandro a San Lorenzo, del regreso de Martín Palermo a Boca y de Cristian Tula a River, todos patrocinados por Mascardi, agente destacado en la década del 90.


¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial



Comentá esta noticia