Tras superar las difíciles dunas de Fiambalá, Cyril Despres logró quedar segundo a pocos minutos de Stephane Peterhansel, el ganador de la décima etapa y también de la general, y tras arribar al campamento Ciudad de La Rioja, habló con El Tribuno sobre su ubicación y claro, sobre el casi seguro abandono de Carlos Sainz, su compañero del equipo Peugeot.
"Carlos se quedó por ir muy rápido. Al bajar por un río había piedras y no pudo salir, no lo juzgo porque quizás a mi me pase más adelante", se sinceró.
Luego contó que quiso ayudar al español "pero no hubo formas y tuvo que pedir asistencia".
"Fiambalá es una etapa muy complicado y no quería que me suceda algo. Yo ya perdí un Dakar en ese tramo y no quise que me ocurra lo mismo".
Ayer otro que sufrió un inconveniente en autos fue el príncipe qatarí Nasser Al Attiyah, quien volcó apenas salió en la especial pero luego se recuperó y culminó decimocuarto, aunque está segundo en la general a una hora exacta de Peterhansel, que ya se perfila como el ganador de la trigesimoctava edición del rally Dakar.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial



Comentá esta noticia