Los Gladiadores revolucionaron el handball argentino hace cinco años, tras consagrarse en los Juegos Panamericanos de Guadalajara 2011 al vencer en la final nada menos que a Brasil, el rival que había postergado las ilusiones olímpicas durante décadas. Lejos de haber sido una casualidad, hoy gozan de un gran presente y por segunda vez en la historia participarán en un Juego Olímpico, pero antes tendrán el Panamericano (en Buenos Aires) y es muy probable que lleguen a Salta antes de desembarcar en Río de Janeiro. El Tribuno dialogó en exclusiva con Eduardo "Dady" Gallardo, entrenador y capitán del barco del seleccionado nacional, quien hoy tiene como máxima preocupación la gran cantidad de lesionados, entre ellos su estrella: Diego Simonet.

Jugarán el Panamericano y en dos meses participarán en los Juegos Olímpicos, ¿cuáles son las prioridades, teniendo en cuenta los lesionados en el plantel?
Efectivamente, jugaremos el Panamericano del 11 al 19 de junio en Tecnópolis, después haremos una pretemporada para preparar la competencia en Río. Si bien los Juegos Olímpicos son nuestra principal aspiración, no debemos olvidarnos que el Panamericano es clasificatorio al Mundial de Francia, en enero de 2017. Trataremos de ganarlo para clasificar (obtendrán sus pasajes los tres primeros), con el aliciente de que jugaremos en nuestra casa, ante nuestro público.

¿Cómo es la preparación para ambas competencias?
Será sin Diego Simonet, Gonzalo Carou (capitán), Federico Vieyra y otros jugadores que no estarán en el Panamericano, esperáremos su evolución para Río. Los que están acá se encuentran entrenando y después llegarán los que están jugando en Europa.

Descartás a los lesionados para los Panamericanos, ¿y para Río, llegarán?
Vamos a ver cómo vienen sus lesiones. Simonet lamentablemente es probable que no vaya, pero vamos a esperar hasta el último momento. Está en la lista de 25 jugadores y 14 más un reemplazante entrarán a los Juegos Olímpicos.

¿Van a ir paso a paso o la planificación ya está puesta en agosto?
Obviamente el objetivo más importante son los Juegos Olímpicos. Sin embargo el Panamericano es lindo también. Se le está dando buena difusión para que vaya mucha gente y lo va a transmitir TyC Sports.

Hablaste de ganar o estar entre los tres primeros en el torneo de Buenos Aires, ¿qué objetivo tienen para los Juegos Olímpicos?
El objetivo nuestro es pasar de ronda, estar entre los mejores ocho y conseguir el diploma. Somos conscientes que somos amateurs en el país. Sabemos que hay una realidad: hace 5 años nunca habíamos ido a un Juego Olímpico y esta es la segunda vez, por lo que sabemos que hay muchas potencias por delante nuestro.

¿Existe la posibilidad que después del Panamericano hagan la pretemporada en Salta?
Esa es la idea y sería del 3 al 8 de julio. Guillermo Cazón, nuestro preparador físico, está en las tratativas y solo falta la confirmación del Enard. Nosotros siempre hacemos una concentración para potenciar el equipo. Cuando tenemos la posibilidad lo hacemos en el interior del país y, como Cazón es salteño, consiguió que nos den el apoyo en la logística. Salta tiene todo: buena infraestructura, buen gimnasio. Tendremos mucha comodidad para trabajar.

Hablando de esta provincia, conocés a referentes del handball salteño, ¿cómo lo ves al deporte a nivel nacional y local?
El handball nacional creció mucho, como la selección. Creció mucho a nivel país y Salta no es la excepción. Hay muchos chicos con talento, como Ignacio Ovejero, que hasta hace poco jugó en River. A partir de 2011 hubo una explosión de la mano de Los Gladiadores. Para potenciarlo es fundamental la capacitación de los docentes, escuelas y clubes. Creo que hay que mejorar la estructura. Que trabajen como futuros profesionales, para dar el salto de calidad. Dejar de ser amateur, al menos en el trabajo.

Si se da la posibilidad de llegar a la provincia, ¿qué mensaje le das a los salteños?
Antes que nada que alienten a la Selección en el Panamericano. Los Gladiadores son referentes, así que les pedimos que nos sigan acompañando, ya sea por televisión o en Tecnópolis, donde habrá muchas localidades. Después será el turno de la pretemporada, donde sabemos que la gente va a ser afectuosa con nosotros. El año pasado fuimos a Jujuy y el estadio estaba lleno. Imagino que en Salta será lo mismo.


¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial



Comentá esta noticia