Para ser el mejor los sacrificios deben estar a la orden del día. Es una idea que solo se convierte en realidad en campeones como Daniel Díaz. El salteño ganó ayer por segunda vez el Tour Internacional de San Luis y dejó en el camino a más de 150 corredores de todo el mundo, incluido un grupo que pertenece a la elite mundial del ciclismo, como el colombiano Nairo Quintana o el británico Marc Cavendish.
El salteño llegó a la gloria de la prueba más importante de América por segunda vez en su carrera; solo Dani Díaz pudo instalarse en lo más alto del podio en dos ocasiones y mucho tuvieron que ver las semanas de entrenamiento que llevó a cabo, algunas de ellas en plena época de fiestas de fin de año. Daniel, junto a su hermano Gabriel, realizaron una exigente preparación en Maimará, Jujuy, donde únicamente hubo pausas para regresar a Salta para compartir algunas horas con el resto de la familia.
Hace menos de un año, en mayo de 2014, Daniel se consagró campeón argentino de ruta y a partir de ese momento comenzó a pensar en buscar el bicampeonato del Tour de San Luis. Dejó el San Luis Somos Todos, con el que ganó su primer Tour en 2013, y se puso la camiseta del Funvic de Brasil. Para el equipo y Díaz correr en San Luis representó el primer gran desafío de la temporada; le esperan otros, como la Vuelta a México, que es el nuevo objetivo del salteño, tras unos días de descanso en nuestra provincia.
Daniel, fanático de Central Norte, tomó las riendas del Tour de San Luis en la segunda etapa, la primera incluía un largo ascenso al Mirador del Potrero. En las trepadas pocos corren como el salteño y allí fue donde logró su primera victoria en el tour y los primeros segundos de ventaja sobre el colombiano Rodolfo Torres, que terminó siendo su escolta en la general.
En la cuarta etapa volvió a ganar y en la contrarrolej sacó mayor diferencia a pesar de que la crono no es una de sus especialidades. El tercer puesto en la sexta etapa lo convirtió en campeón virtual y ayer le puso letras definitivas al título de bicampeón.
La última etapa del Tour finalizó con el triunfo de Marc Cavendish, ganador del Tour de Francia, y con Dani en el puesto 73. Sin embargo el mayor festejo se lo llevó el ciclista salteño, que aún mantiene su sueño de correr en Europa y volver a ganar en la provincia puntana.


¿Qué te pareció esta noticia?

Temas

Aparecen

Sección Editorial



Comentá esta noticia