El tandilense Juan Martín Del Potro tuvo hoy un gran debut en el Master 1000 de tenis de Madrid al vencer en sets corridos a un rival de fuste, el ascendente austríaco Dominic Thiem, 14 del ranking mundial, al punto que lo embargó la emoción y rompió en llanto ni bien terminó el partido. Del Potro, que juega su segundo torneo sobre polvo de ladrillo desde su larga convalecencia por operaciones en la muñeca izquierda, se impuso con parciales de 7-6 (7-5) y 6-3 en una hora y 44 minutos de juego, en el triunfo más importante desde su vuelta al ruedo. En segunda ronda el tandilense (274 del ranking de la ATP) se enfrentará por primera vez en su carrera al estadounidense Jack Sock (26), quien hoy se impuso al francés Benoit Paire (20) 2-6, 6-2, y 7-6(5).
El argentino pareció tomar nota de la dimensión de la victoria por el rival que tenía enfrente, fresco finalista en Münich y campeón este año en Buenos Aires y Acapulco, porque descansó su metro 98 en la silla y descargó su llanto envuelto en una toalla. La derecha y el saque fueron, como casi siempre, las armas clave de Del Potro para conseguir la victoria. Siempre han sido esos sus golpes más determinantes, pero desde que regresó a la competencia lo son aún más debido a que su revés a dos manos está todavía muy lejos de parecerse al que fue. Por eso es que necesita imponer condiciones con su servicio y tomar riesgos cada vez que impacta con su derecha. Este martes ambos golpes estuvieron a la altura de la mejores versiones de Del Potro y por eso festejó en la capital española. ''Tuve una gran prueba contra un jugador muy alto nivel. Jugué mi mejor partido desde que volví al tenis después de mis cirugías'', dijo Del Potro.
Cuando se le preguntó por el llanto del final, el tandilense puntualizó que ''me emocioné mucho, no esperaba este triunfo. Es un partido especial, que me marcó que con mucho sacrificio y trabajo tal vez en el futuro pueda volver a pertenecer al grupo de grandes de jugadores''. Del Potro quedó como único argentino en carrera ya que Guido Pella (50) tuvo comienzo y fin en el partido que perdió ante el talentoso australiano Nick Kyrgios (21). Tras un trámite parejo, Kyrgios se impuso por 7-6 (7) y 6-4 tras una hora y 26 minutos de juego y en segunda fase tendrá que enfrentar al suizo Stan Wawrinka, 4 del mundo. La de Pella se sumó a las rápidas eliminaciones de Juan Mónaco y Leonardo Mayer

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial



Comentá esta noticia