Diego Armando Maradona cumplió lo prometido y concurrió esta noche a la Bombonera para presenciar el partido revancha de semifinales de Copa Libertadores entre Boca e Independiente del Valle de Ecuador. El "10" subió a su palco minutos antes del inicio del partido y fue ovacionado por los simpatizantes locales. La presencia de Maradona en el estadio boquense, habitual en otras épocas, se hizo más esporádica desde la época en que se enfrentó a otro ídolo "xeneize", Juan Román Riquelme. El choque de ídolos se produjo cuando Maradona dirigía la Selección Argentina y Riquelme se negó a ser parte del plantel.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial



Comentá esta noticia