El fútbol de elite tiene esa particularidad que puede disimular cualquier diferencia.
Es que de otra manera podría resultar imposible medir fuerzas si todo se tratase de las señas que ofrece el mercado del fútbol. Hoteles de una infinidad incontable de estrellas, un ejército custodiando la entrada y la salida de los jugadores, relojes costosos, aros brillantes, perfumes que huelen a fortuna. En ese contexto, el seleccionado de Edgardo Bauza sería amplio favorito esta noche ante Perú.
Es que la cotización del plantel albiceleste a partir de los convocados para esta fecha de eliminatorias es de 475.800.000 de euros, mientras que el equipo de Ricardo Gareca es de 17.750.000 de euros, según Transfermarkt. Para comprender mejor la diferencia, según este sitio, solo Marcos Rojo (18.000.000 de euros), vale más que todo el conjunto peruano.
"Nosotros sabemos del poder que tiene la Argentina, pero no nos inquieta. Tenemos cómo vencerlos", dijo Paolo Guerrero. Es que la armada celeste y blanca impresiona por sus estadísticas en el fútbol europeo. Y eso vale mucho dinero en este universo. Y las referencias son puntuales.
Ahora bien, es demasiada la diferencia entre la Argentina y Perú. Mientras que en el plantel de Bauza todos los casi futbolistas superan el millón de euros (solo Martín Demichelis vale exactamente 1.000.000), en Perú son apenas cinco los futbolistas que en su cotización pisan las siete cifras: Paolo Guerrero (4.000.000), Renato Tapia (2.500.000), Christian Cueva, Edison Flores y Raúl Ruidíaz (1.000.000).
Esta valoración de la Argentina se deduce de la última convocatoria del Patón y no está incluido Lionel Messi, que está valuado en 120.000.000 de euros. Con la Pulga dentro del plantel, el seleccionado nacional pisaría casi los 600.000.000.
El número impresiona y se amplifica la cuestión si se tiene en cuenta que los argentinos solos valen apenas 60.000.000 menos que la suma de los seleccionados de Colombia y Brasil, con James Rodríguez y Neymar, incluidos: 651.500.000.
El valor de la Argentina impresiona, ahora necesita revalidarlo y mañana marcar las enormes diferencias que se advierte por cotización con Perú. Pero claro, la pelota es la única que tiene la verdad.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial



Comentá esta noticia