La Conmebol anunció cambios en la disputa de la próxima Copa Libertadores y Boca y River serían invitados. Sin embargo, desde el seno de la dirigencia de Boca expusieron públicamente el rechazo a esta medida. Uno de ellos fue Juan Carlos Crespi, del departamento de fútbol: "Boca no quiere entrar por la ventana. Nunca quiero entrar así. Hay que hacerlo ganando la Copa Argentina".
Otro que se sumó a la polémica fue Royco Ferrari, vicepresidente de Boca, quien en diálogo con La Red (AM 910) brindó el mismo mensaje: "Recién nos enteramos de esta posibilidad. Nosotros queremos y buscaremos hacerlo por la puerta grande. Por eso vamos a ganar mañana". Habrá que esperar si cambian el discurso si es que Boca mañana no puede ganarle a Lanús por la Copa Argentina.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial



Comentá esta noticia