El presidente de River Plate, Rodolfo D'Onofrio, replicó al entrenador Marcelo Gallardo al afirmar que esta Copa Libertadores "no se podía escapar", sobre todo después del empate sin goles en la ida ante Tigres, en Monterrey, México.
"No se nos podía escapar esta Copa. Por eso siento una gran emoción por todo lo que hicieron estos jugadores, que van a quedar en la historia", resaltó.
"Este es un equipo de hombres que tuvo una actitud ganadora, pero también este cuerpo técnico al que seguiré apoyando a muerte, porque nos dieron una gran felicidad", sentenció.
D'Onofrio remarcó que siente "una enorme la felicidad. Este es el sueño de mi vida y por eso hoy nos abrazamos todos".
"Esto lo ganamos entre todos, cuerpo técnico, jugadores y dirigentes, ya que estamos más unidos que nunca", concluyó.

  • El precursor de este River
"River vuelve a ser River", postulaba Rodolfo D'Onofrio durante su campaña presidencial mientras Daniel Passarella transitaba el final de una gestión caótica, signada por el descenso, y su slogan terminó de hacerse realidad esta noche, a 21 meses de su asunción, con la conquista de la tercera Copa Libertadores en la historia del club.
Cuatro títulos en menos de dos años (tres internacionales, uno local) y una realidad económica e institucional muy distante a la que heredó en 2013, tras el mandato del 'Kaiser' en el que River vivió su peor humillación deportiva: jugar en la B Nacional.
Bajo la gestión D'Onofrio, el equipo 'millonario' volvió a salir campeón del fútbol argentino después de seis años (Torneo Final 2014) y volvió al plano internacional tras cinco años de ausencia con gran suceso, pues levantó la Copa Sudamericana ese mismo año en el primer éxito de la era de Marcelo Gallardo.
Luego se coronó en la Recopa Sudamericana ante San Lorenzo y hoy festejó la Libertadores tras 19 años, lo que extendió la perfección de ciclo dirigencial en todos los torneos disputados fuera del país.
Los próximos desafíos de la dirigencia del empresario de seguros serán la Copa Suruga Bank, que disputará el próximo martes 11 ante Gamba Osaka en Japón y el Mundial de Clubes FIFA, del que participará en diciembre en ese mismo país asiático.
De lograr alguna de ellas, será la conducción política con más consagraciones en el plano internacional, ya que superará los tres logros de Hugo Santilli (Libertadores e Intercontinental 1986 e Interamericana 1987).
Pero además de la gloria deportiva, la gestión de D'Onofrio se caracterizó por el retorno de diversos ídolos del club, que se mantuvieron lejos de Núñez durante la presidencia de Passarella. En primer lugar, el actual titular desembarcó a la institución con el uruguayo Enzo Francescoli como secretario técnico.
En cuantro a futbolistas, concretó los retornos de Fernando Cavenaghi -echado por el 'Kaiser' tras lograr el ascenso a Primera División en 2012-, Pablo Aimar, Luis 'Lucho' González y Javier Saviola, todas promesas de campaña.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial



Comentá esta noticia