Daniel Cata Díaz tomó la decisión de marcharse de Boca después de saber de parte del propio entrenador Guillermo Barros Schelotto que no iba a ser capitán del equipo y que debería pelear por un puesto. Si bien en primera instancia el Cata tenía intenciones de quedarse, cambió de parecer y ve con buenos ojos interrumpir su contrato con la institución. Según trascendió, Díaz recibió algunas propuestas del exterior en las últimas horas y es factible que su representante, Gerardo Nolan, se reúna con la dirigencia para intentar sellar su salida. En conferencia de prensa, Guillermo había admitido que la salida del Cata y Agustín Orión "eran una posibilidad, pero no había nada definido".

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial



Comentá esta noticia