La vuelta del público visitante a los estadios del fútbol argentino se pospuso una semana y se cristalizará en la fecha 26 del torneo de Primera División, seguramente en el duelo entre Estudiantes de La Plata
y Newell's Old Boys de Rosario.
Según confirmaron fuentes de la Seguridad deportiva, se pondrá fin a la prohibición de concurrencia de los simpatizantes visitantes que se fijó en junio de 2013 con la muerte de un hincha de Lanús en el Estadio Ciudad de La Plata, justamente el lugar donde volverán a abrirse las puertas.
Será por la fecha 26 del torneo de Primera División, cuando el Pincha reciba a la Lepra, con ambas tribunas pobladas de hinchas de los dos equipos.
El adelanto también fue confirmado por el intendente de La Plata, Pablo Bruera, quien aseguró estar "trabajando con la Provincia para garantizar que así sea".
"Entiendo que sí, las autoridades lo anunciarán como corresponde, pero nosotros estamos trabajando desde hace un tiempo en esa lógica. Después si no se realiza, lo dejaremos para cuando se oficialice, pero entiendo que será así", completó Bruera en declaraciones radiales.
La agencia NA había adelantado la semana pasada que el regreso del público visitante a los estadios del fútbol argentino todavía era una incógnita, ya que se había enfriado por la interna política en la sucesión de la presidencia de la AFA y la falta de definición del gobernador Daniel Scioli.
Igualmente, desde que esta idea surgió de la cabeza del candidato a presidente por el Frente para la Victoria, el Gobierno bonaerense ya tenía organizado los protocolos de seguridad necesarios para instrumentar el regreso de los hinchas visitantes.
La realidad es que la interna por la sucesión de la AFA entre el actual presidente Luis Segura y el vice tercero Marcelo Tinelli, elegido por Scioli para realizar el anuncio oficial de la vuelta del público visitante, enfrió la
negociación.
Es que Tinelli no está decidido sobre aparecer en la fotografía junto a Scioli sin que aparezca Segura, luego de algunos gestos de 'traición' por parte del grondonismo residual, que fueron subsanados en los últimos días.
En los últimos días, Segura y Tinelli se juntaron y zanjaron diferencias, consensuando una tregua hasta la Asamblea donde decidirá posponer las elecciones a marzo o convocarlas ese mismo día.
Pero como Scioli es quien parece tener la última palabra sobre este punto, tanto el Ministerio de Seguridad, que preside Alejandro Granados, como la Secretaría de Deportes bonaerense, conducida por Alejandro Rodríguez, trabajaron todas estas semanas para que vuelvan los visitantes al fútbol.
Según trascendió, los protocolos de seguridad serán los mismos que se utilizaron en los partidos del último verano y también se usan en los encuentros de la Copa Argentina, donde hay público de ambos equipos.
En ese sentido, los clubes deberán entregar entradas nominales a sus hinchas (con nombre y apellido, más el DNI), que se movilizarán sólo en micros autorizados por el Ministerio de Transporte, con controles tanto en la salida como en la llegada a destino.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial



Comentá esta noticia