El astro Diego Armando Maradona llegó a Twickenham para hinchar por Argentina en su partido de semifinales del Mundial de rugby contra Australia, como había prometido a los jugadores del equipo albiceleste cuando asistió en Leicester a la victoria de los Pumas contra Tonga en fase de grupos (45-16).
Maradona, procedente de Dubai, llegó cerca del mediodía al estadio de Twickenham, acompañado de su novia Rocío Oliva y de su abogado Matías Morla, quien subió una foto del exjugador en un palco de Twickenham firmando un autógrafo en una bandera de Argentina.
"Nos prometió que si pasamos a semifinales, va a venir. Puso la vara alta y esperemos que pueda venir de nuevo", explicó el hooker y capitán Agustín Creevy tras aquella visita en el partido contra Tonga.
Después de ese partido, el propio Creevy se acercó hasta el futbolista y le pidió que lo acompañe al vestuario donde todos festejaron el triunfo Puma cantando y bailando al ritmo de "La mano de Dios".
Antes de irse dijo: "El amor por la camiseta siempre es más fuerte que cualquier cosa".
El argentino, de 54 años, sentado junto presidente de la Unión Argentina de Rugby (UAR), Carlos Araujo, y el presidente de la federación internacional, el presidente Bernard Lapasset, como es habitual en él, se saltó el protocolo en el partido contra Tonga y se comportó como un hincha en el palco.
Maradona se levantó en varias ocasiones, con una camiseta argentina en la mano, dirigiéndose a los aficionados que entonaban su nombre al grito de "Maradooo, Maradooo".
Pese a la derrota, quien si jugó un buen partido e hizo honor a la camiseta número 10 (aunque de otro deporte), fue el tucumano Nicolás Sánchez que convirtió todos los tantos del conjunto argentino a través de su pegada en los cinco penales que tuvo.

También estuvo el príncipe

Maradona no fue el único famoso en asistir al encuentro entre Argentina y Australia porque además se lo pudo ver al príncipe Harry también en el sector de los palcos del estadio londinense, aunque éste no causó tanto furor como el argentino considerado el "Dios" del fútbol.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial



Comentá esta noticia