La experiencia sigue prevaleciendo en Central y esta vez marcó la diferencia Ezequiel Medrán, una pieza clave para abrochar el empate en Formosa.
El "uno" azabache apareció cuando más lo necesito el equipo y demostró que sus cualidades están intactas. "Pude tener un buen partido porque se hizo un gran trabajo en lo colectivo, en una cancha complicada. Sabemos que es un partido de 180 minutos y ahora tenemos que definir en casa", le expresó Medrán a el El Tribuno.
El ex-Boca tuvo una tarde complicada, sobre todo en el segundo tiempo, cuando demostró por qué es el arquero titular de Central Norte. San Martín apretó y Medrán reaccionó.
Mantener su arco en cero valió mucho. "Es un rival durísimo, de mucha experiencia, te llegan con un pelotazo al área, eso hace que no te puedas desconcentrar ni un minuto, porque lo podes pagar por eso estoy contento con el trabajo de la defensa, el medio campo, el equipo en general", destacó el guardavalla.
"Trabajamos el partido con la idea de definirlo en casa con nuestra gente, eso será importante, vamos con muchas ganas para la vuelta", concluyó.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial



Comentá esta noticia