Gimnasia y Tiro recibió una alta dosis de confianza al eliminar a Alvarado de Mar del Plata, el sábado pasado al que venció por 2 a 0 en el Gigante del Norte. Una dosis necesaria para encarar lo que viene, más aún porque el albo ya no tendrá a su favor la ventaja deportiva.
El equipo de José María Bianco demostró que creció y a base de sacrificio logró meterse en la quinta fase del Torneo Federal A para continuar luchando y soñando lograr el segundo ascenso a la B Nacional.
Franco Flores, autor del primer gol en la victoria ante Alvarado, fue la llave que le abrió la puerta al albo para convertir el sueño de muchos en realidad. El volante millonario, convencido de que todo es posible, aclaró: "Con todas las limitaciones que tenemos habría que preguntarle a los rivales si nos quieren enfrentar. Somos un equipo duro, sabemos las limitaciones que tenemos pero también que tenemos un corazón enorme y eso es lo más importante. El corazón, la entrega y el compromiso, estar espalda con espalda a morir".
Flores, orgulloso por lo que se logró hasta el momento, expresó: "El triunfo nos da un respiro, nos da alegría y alimenta la ilusión y seguimos adelante, golpeados y criticados pero seguimos en marcha. No hay ningún equipo que quiera enfrentarnos".
Y agregó: "A partir de ahora tenés que ir a buscar los partidos, no nos alcanza con empatar como en la fase anterior, tenemos que ser protagonistas ahora más que nunca porque nos tocar estar en desventaja en las próximas fase. Lo importen es que estamos entre los mejores ocho de la categoría de 40 equipos que había, eso nos deja tranquilos".
Sobre la solvencia que mostró Gimnasia frente a Alvarado, Flores dijo: "Estamos ilusionados y disfrutando, cuando en la fase anterior muchos nos daban por muertos seguimos adelante".

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial



Comentá esta noticia