El defensor de River Plate Gabriel Mercado remarcó ayer, en una conferencia de prensa, la importancia de conseguir una victoria frente a Boca Juniors, el próximo domingo por la sexta fecha del torneo de Primera División.
"Necesitamos los tres puntos para acercarnos a la punta y sin dudas va a ser una inyección anímica para lo que viene conseguir los tres puntos ante el rival de toda la vida", dijo en una mesa con la prensa que compartió con Marcelo Barovero. Luego de haber conseguido una victoria sobre Independiente, Mercado fue realista al admitir: "Debemos mejorar algunas cosas del funcionamiento". Aunque remarcó que "cuando se gana es más fácil hacerlo".
"Por suerte el carácter y la personalidad para jugar estos partidos ya los tenemos, ahora apuntamos a mejorar algunos aspectos, como llegar a posición de gol más cómodos", manifestó.
Consultado sobre la presencia de Patricio Loustau como árbitro, destacó que "tiene la espalda suficiente como para hacer un buen partido".
Por último, se esperanzó en que "salga un buen partido ante Boca a pesar que a veces no ocurre porque hay muchas responsabilidades de ambos lados".

Alario asustó a todos

El delantero de River Plate Lucas Alario, que viene de darle la victoria a su equipo ante Independiente, generó alarma en el entrenamiento de ayer, ya que sufrió un golpe en su rodilla y debió abandonar el trabajo para colocarse hielo, pero en principio no corre riesgo su presencia en el superclásico.
El atacante, que anotó tres tantos en cuatro partidos en el campeonato de Primera División, chocó con un compañero y a la vez pisó mal minutos después de haber iniciado la práctica en el predio de Ezeiza y, tras ser asistido por los médicos, se decidió que no continuara el entrenamiento.
Por su parte, el uruguayo Tabaré Viudez, quien arrastra una pubalgia hace tiempo y que se infiltró para afrontar los entrenamientos, si bien en un principio respondió bien, ayer hizo tareas diferenciadas y está en duda para ser de la partida ante el eterno rival.
Los que también trabajaron aparte, pero en sus casos ya están descartados para el compromiso ante el xeneize, fueron Andrés D'Alessandro, con una lesión muscular en el bíceps femoral derecho, y el colombiano Éder Álvarez Balanta, desgarrado.
En el marco del entrenamiento, llamó la atención las charlas individuales que mantuvo el Muñeco con algunos jugadores, en particular con Ignacio Fernández. Después de su buen arranque en los torneos de verano, el refuerzo proveniente de Gimnasia de La Plata bajó su nivel a punto tal de que salió reemplazado en el entretiempo ante Godoy Cruz, luego no jugó frente a Central y Trujillanos y recién entró unos minutos el lunes pasado ante Independiente.

"Existe la posibilidad de quedarme en River"

Marcelo Barovero, cuyo contrato en River finaliza en junio, habló sobre su casi salida de la institución ya que tiene la decisión tomada de irse al exterior, cansado de las presiones del fútbol argentino.
"Es difícil pensar que uno cambie la decisión o pensamiento pero siempre dejo un margen de posibilidad. Es un semestre raro para mí y cuando se termine esta parte del año tomaré la decisión final", explicó.
Marcelo Barovero contó que se le hace "difícil pensar en mi situación ya que apunto a ganar cada partido que queda".
"Hemos jugado más de 20 superclásicos en dos años y medio. Nos tuvimos respeto y nosotros miramos hacia adentro, jugamos lo más leal posible. Hay muchas cosas en juego", cerró el arquero de River Plate.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial



Comentá esta noticia