Hasta el momento, Matías Villavicencio parece ganarle la pulseada a Fernando Labaké para el puesto de acompañante de Federico Rodríguez en la zaga central, luego de la lesión de Facundo Vega que lo marginará tres semanas (desgarro en la zona de los gemelos).
Y en el último ensayo el DT Bianco probó con un 4-2-3-1 con Alexis Bulgarelli, Pablo Motta y Nicolás Aguirre en la gestación; y con Luis Silba como única referencia de área. Lo cierto es que los diez nombres están prácticamente confirmados para el próximo domingo. En otro orden, se supo que el albo perderá un delantero: Joaquín Mateo seguiría su carrera en el fútbol europeo tras una posibilidad que se le abrió al joven atacante para su futuro.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial



Comentá esta noticia