La paternidad de Juventud Antoniana sobre Gimnasia y Tiro en los últimos años es notoria y sin discusiones. Más aún cuando es el Gigante del Norte el escenario de las batallas entre millonarios y antonianos.
Sin embargo, el estadio Padre Martearena, el escenario del esperado clásico de este miércoles por la sexta fecha del torneo Federal A, le trajo al albo mayores alegrías en cuanto a duelos especiales con el antoniano se refiere, al menos desde que ambos se reencontraron en el plano oficial, a partir del 2011, en el torneo Argentino A (luego torneo Federal).
Desde ese momento hasta la actualidad, albos y santos se vieron las caras 16 veces en competencias oficiales, con 8 victorias de los de la Lerma y solo 3 de los de la Vicente López, de las cuales dos fueron en el Martearena, sin contar el empate sin goles por la Copa Argentina que en los penales salió triunfante el albo, gracias a las atajadas de Juan Cruz Mulier, hoy casualmente en Juventud.
La más recordada fue el triunfo con momentos de baile del 7 de octubre de 2012, 2 a 0, con goles de un por entonces ascendente Esteban Burgos y de Leandro Zárate, el “9” explosivo y goleador que atravesaba su mejor momento por esos tiempos. Dos años después, el 24 de agosto de 2014, en la inauguración de un torneo corto de transición, por la coyuntura del fútbol argentino, el Gimnasia de Ragusa vencía 1 a 0 al Juventud de Pascutti, con otro oportuno tanto de la Chancha.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial



Comentá esta noticia