El maratón es entre las pruebas olímpicas una de las más tradicionales, en la que Argentina logró dos grandes victorias. La primera fue con Juan Carlos Zabala en Los Angeles 1932 y la segunda con Delfo Cabrera en los juegos de Londres 1948.
Cabrera nació la localidad de Armstrong, Santa Fe, el 2 de abril de 1919. Fue el cuarto de seis hermanos del matrimonio compuesto por Claro Cabrera y Juan Gómez. De familia humilde, comenzó su carrera deportiva en la adolescencia, cuando de regreso de su trabajo hacia su casa realizaba el trayecto junto a su hermano corriendo. Desde muy temprana edad solía realizar faenas pesadas para ayudar a su familia. Así fue templando su cuerpo y el alma de hombre sacrificado.
Embed
Así fue moldeando el temple ganador que le valdría ser uno de los tres argentinos que compitieron en Londres 1948. El momento de gloria para Delfo llegó el 7 de agosto; la competencia fue dominada hasta el kilómetro 32 por el belga Etienne Gailly, quien fue rebasado por el coreano Chi Yoon-chil. Cabrera estaba en segunda posición para el 35, a 28 segundos del líder, pero el asiático se quedó sin energías y se retiró de la competencia.
Cabrera perdió la punta a manos de Gailly, quien llegó a tener ventaja de unos 50 metros en el kilómetro 41. El belga entró como líder al estadio, visiblemente exhausto. El argentino, aún con paso estable, lo rebasó en la pista y se enfiló a la meta, mientras que Gailly se tenía que conformar con el bronce, superado también por el británico Thomas Richards.
Cabrera, entonces bombero de profesión, regresó como héroe a Buenos Aires. En la edición de Londres 1948, Argentina colocó a sus tres corredores entre los 10 primeros (Eusebio Guiñez, quinto, y Armando Sensini, noveno), una hazaña que se repitió recién en Pekín 2008 por parte de Etiopía.
Su triunfo le permitió hacerse de un hogar, como premio de parte del gobierno, además de cursar estudios en educación física. Falleció el 2 de abril de 1981 en un accidente automovilístico; regresaba a su hogar tras recibir un homenaje en Lincoln, Buenos Aires.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial



Comentá esta noticia