Los hinchas de Huracán expresaron hoy su descontento por la desorganización en la venta de entradas para el partido del próximo jueves ante River Plate por la revancha de la semifinal de la Copa Sudamericana.
Desde la mañana se registraron extensas colas en la entrada de la sede del club ubicada en la avenida Caseros 3159, en el barrio porteño de Parque de los Patricios, donde los simpatizantes buscaban un ticket de ingreso para el histórico partido del jueves.
La directiva del club encabezada por el presidente Alejandro Nadur decidió vender localidades exclusivamente a socios y esto generó una gran desorganización en el expendio.
Aquellos con la cuota de octubre al día fueron a comprar su entrada pero se encontraron con una gran cantidad de hinchas que fueron a asociarse.
Para intentar ordenar el ingreso a la oficina de socios, los empleados salieron a la calle a repartir números y dividieron a la gente en dos colas: una para los ya asociados y otra para los nuevos.
No obstante, el flujo de gente fue creciendo por la gran expectativa del público 'quemero', que tardó no menos de una hora y media en conseguir un boleto, lo que produjo manifestaciones de descontento en las redes sociales.
Los socios podían comprar generales a 120 pesos, la platea Miravé a 210 y la Alcorta a 280, mientras que los nuevos afiliados debían pagar una cuota (de 105 a 210 según la categoría), el cargo del carnet ($40) más el precio del ticket.
Huracán recibirá a River Plate el próximo jueves desde las 20.45 en el estadio Tomás Adolfo Ducó en busca de su primera final internacional.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial



Comentá esta noticia