Escocia devolvió a Japón a la realidad y acabó con el sueño de los asiáticos después de derrotarlos por un contundente 45-10, en un encuentro en el que el XV del Cardo anotó sus cinco tries en los segundos 40 minutos de juego. Los europeos, que debutaban en el Mundial de Inglaterra, se medían en Gloucester con la selección de moda en la Copa del Mundo, que el pasado sábado dio una de las mayores sorpresas en la historia del rugby al ganar en un partido inolvidable a Sudáfrica (32-34).
Sin embargo, los japoneses, después de una reñida primera mitad, que cayó del lado de los del Cardo (12-7), acusaron el cansancio en el segundo tiempo y no aguantaron el vertiginoso ritmo ante un conjunto que se estrenaba en el torneo.
Con el punto bonus -conseguido al anotar más de cuatro tries-, Escocia se situó en primera posición del grupo B, seguida por Samoa,
Japón, Sudáfrica y Estados Unidos. Los Springboks, después de su bochornosa derrota a manos de los japoneses juegan su segundo encuentro en el Mundial el próximo sábado en el estadio de Villa Park, en Birmingham, ante la selección de Samoa.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial



Comentá esta noticia