Mientras el fútbol argentino se desangra, quienes tienen la responsabilidad de conducirla y guiarla, tras el papelón de las fallidas elecciones del 3 de diciembre, continúan trenzados en una guerra sin cuartel y ninguno de los dos actores en pugna da el brazo a torcer.
Mientras el oficialismo, representado por Luis Segura, ratificó que "este viernes 18 de diciembre a las 18" será la asamblea electoral por el sillón de calle Viamonte; la oposición, encabezada por Marcelo Tinelli, sigue agotando todas las instancias posibles para frenar las elecciones a las que consideran ilegítimas, irregulares, producto de la decisión unilateral de Segura y fundamentan, principalmente, la ausencia de River en la votación (por estatuto solo pueden votar presidente o vicepresidente de cada club y, en este caso, ambos dirigentes millonarios se encuentran en Japón a la espera de la disputa del Mundial de Clubes) como determinante para considerar que no están dadas las condiciones para que se desarrolle la asamblea el viernes en Ezeiza.
El vigente presidente de la AFA afirmó que la fecha impuesta no tiene nada que ver con el hecho de que River, que se manifestó en favor de Tinelli, no puede votar. "Es más, yo proponía que no votara Argentinos Juniors, pero ojalá que no se llegue a eso", manifestó Segura antes de la reunión que mantuvo con dirigentes aliados como Claudio Tapia, José Lemme y Miguel Silva en una confitería cercana para definir los próximos pasos a seguir.
"La AFA necesita salir de la indefinición. Hay que convocar a elecciones rápido porque hay que renegociar contratos. La decisión la tomamos dentro del marco legal", apuntó el extitular del bicho colorado.
Por su parte, Tinelli, quien no dio declaraciones tras su salida del edificio de Viamonte, envió una nota a la AFA en la que explica las razones para la no realización de la asamblea.
El espacio de Tinelli buscará mediante una medida cautelar (la Inspección General de Justicia solo puede aconsejar, pero no incide en la realización de elecciones) que se suspenda la designación del viernes 18 para elecciones y que el martes 22, en reunión de comité ejecutivo, se fije una nueva fecha.
Por su parte, el presidente de Temperley, Hernán Lewin, referente del tinellismo, confirmó que ya fue presentada la medida cautelar y que confían en que la misma suspenderá la asamblea del viernes.
De esta manera, Lewin salió al cruce tras la confirmación del vocero de AFA, Ernesto Cherquis Bialo, quien anunció el día y horario de votación "a menos que infelizmente intervenga la Justicia". Lewin añadió que el llamado a elecciones para el viernes 18 "no es legal" y que "el espacio de Marcelo no va a concurrir en ese caso".

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial



Comentá esta noticia