Tras sufrir el clásico con Juventud Antoniana desde una cabina de transmisión, José María Bianco volvió al corralito, sufrió el partido con Zapla durante los 90 minutos y cuando el árbitro chaqueño Guillermo González decretó el final se mostró eufórico como nunca. Es que la victoria también fue suya, porque le salieron los cambios, por su manera de leer los partidos y porque compensó sus malas elecciones ante el santo a la hora de hacer los cambios. Tras el partido, el Chaucha dejó estos conceptos en diálogo con la señal Fútbol En Vivo: “Nosotros salimos a jugar con un planteo diferente, tratando de ganar el partido de una manera distinta a la que veníamos utilizando de visitante, yo venía a buscarle la vuelta. Creo que en el primer tiempo la encontramos y Amieva, a pesar de que la gente puede decir que jugamos con un solo delantero, hizo dos goles y fue el destacado”. Se atribuyó el estratega rosarino el acierto de los cambios y la decisión de jugar con un solo punta. A la hora de admitir su efusividad y el desahogo por la primera victoria de visitante del albo en el torneo, Bianco señaló: “Este partido para nosotros era importante. La gente de Gimnasia que lo veía por televisión me imagino que también estaba desbordante, igual que yo. Yo hacía fuerza por ellos, por los jugadores, por el trabajo que veníamos haciendo. No me interesa cómo salió Juventud, tenemos que pensar y creer solamente en nosotros porque tenemos potencial y demostramos que podemos ganar de visitante también”.
Quien también se refirió a la importancia del triunfo fue Fausto Apaza, que marcó su segundo gol con la camiseta de Gimnasia. “Estuvimos contundentes, la metió el Tanque (Amieva), el equipo luchó hasta el final, sabíamos que era una final. Ahora tenemos que pensar en lo que viene y tratar de ganar para cerrar la clasificación. El Profe (Bianco) me exige siempre para bien, para tratar de mejorar. Él sabe que yo asimilo las cosas como él lo dice y me siento cómodo así”, cerró.

Con algunos aprobados en el once
La defensa de Gimnasia y Tiro, que estuvo en el ojo de la tormenta en todos los encuentros que el equipo de Bianco venía de disputar en condición de visitante, esta vez fue de menor a mayor. Hubo desacoples entre Vega y el Bocha Rodríguez en el gol de Guzmán, pero se reivindicó en el transcurso del juego. Fabio Giménez, que jugó por primera vez desde el arranque, cumplió. Fausto Apaza, Daniel Ramasco y Darío Sand -con una gran atajada en el final- también fueron importantes.

Contra San Lorenzo de Alem, ¿el viernes?
Gimnasia y Tiro podría asegurarse su pasaje a la segunda ronda del torneo Federal A el próximo fin de semana, siempre y cuando venza a San Lorenzo de Alem en el Gigante del Norte. El albo debe ganar al menos 3 de los 6 puntos que le restan disputar para meterse en el cuadro de play-offs. Teniendo en cuenta que el domingo se jugará el superclásico entre Boca y River, la dirigencia del albo pediría jugar el viernes por la noche contra los catamarqueños.

Un regreso
Para el duelo con el ocotero podría retornar en la defensa Fernando Labaké, aunque primero habrá que esperar la resolución del Tribunal de Disciplina por su expulsión en el clásico con Juventud.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial



Comentá esta noticia