Salta Basket tuvo el fuego sagrado que encendió y contagió a propios y extraños. Hoy, cientos de chicos sueñan con tener la excelencia de juego que tiene Gastón García, anotar los triples de Eric Freeman, defender como Alfredo Ganami, encestar debajo del aro como Federico Parada o ser consentidos por el público como Maximiliano Torino, Álvaro Álvarez o Cristian Linares.
Adolescentes y adultos encontraron en el equipo un conjunto que demostró amor por la camiseta y eso también fue un imán que llevó a muchos a ver por primera vez un partido de la naranja.
Eso generó Salta Basket en solo unos meses, producto de una campaña inolvidable en el Torneo Federal y con la que estuvo a solo un paso de lograr el ascenso al TNA.
La gente se ilusionó, llenó el Delmi como pocas veces se vio y está expectante por la posible llegada a esa liga y también por la respuesta de quienes manejan el equipo provincial.
Es que pasar a la segunda categoría todavía se puede lograr porque existe una invitación desde la Confederación Argentina de Básquet debido a que esta provincia cuenta con todos los requisitos para lograr una plaza (un estadio impecable como el Delmi, hoteles de alta calidad y dirigentes serios), pero el costo será altísimo y sin la ayuda de las autoridades provinciales no se podrá lograr el ascenso.
El conjunto tuvo a ocho integrantes salteños en un plantel con varias figuras que vinieron de afuera y además de llegar a la final del TFB, estuvieron 17 partidos invictos y culminaron primeros en la Región Norte.
Pensar en TNA significará también buscar refuerzos y dejar a un costado a algunos jugadores que son reconocidos y queridos por el público.
Según indicaron las autoridades de Salta Basket a El Tribuno, todos los integrantes del equipo están en carpeta y muchos de ellos tienen el deseo de seguir pase lo que pase, sea una respuesta positiva o negativa.
Ganami y Parada, los más grandes del plantel, jugaron juntos por cuarta vez y ambos coinciden en que por primera vez se está trabajando seriamente en un proyecto a futuro y están convencidos de que quedarse es una gran opción.
A muchos les seduce la propuesta, pese a que todavía faltan cinco meses para que las ilusiones se renueven y un poco menos para que se conozca quienes seguirán, quienes no y también quienes llegarán para la próxima temporada.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial



Comentá esta noticia