Pese a la victoria del santo y la clasificación a los play-offs, la violencia se hizo presente una vez más en el estadio Padre Martearena.
En la popular norte, la facción denominada como "La Leal" se enfrentó con la policía mientras transcurría el primer tiempo y hubo varios heridos.
Según fuentes policiales, dicha agrupación pretendía ingresar al estadio sin entradas.
Infantería intentó detener la arremetida de los hinchas, pero estos comenzaron a lanzar todo lo que tenían a mano hasta lesionar a un efectivo de Infantería, quien sufrió el impacto de un adoquín en el rostro y tuvo que ser trasladado al hospital San Bernardo con una herida cortante.
Como resultado de este enfrentamiento hubo dos detenidos, mayores de edad, que fueron trasladados a la Ciudad Judicial y puestos a disposición de la Justicia.
En tanto, en la popular sur, donde se apostó la otra facción de la barra, hubo un altercado que no pasó a mayores y que fue disipado por los mismos hinchas, algo lamentable teniendo en cuenta que justamente se separó a las dos hinchadas para evitar este tipo de situaciones.
Al parecer, el derecho de admisión nunca fue pedido por la dirigencia de Juventud y los barras siguen actuando libremente en las tribunas
Cabe destacar que el operativo estuvo a cargo del comisario Hugo Yapura y, más allá de los incidentes, fue positivo, ya que se tomaron medidas preventivas para evitar cruces.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial



Comentá esta noticia