Han pasado un poco más de 20 días desde aquel último partido del 2015 en el que Salta Basket cayó por 84 a 73 con Unión de Santa Fe y cerró el año consumando su cuarta derrota consecutiva en la segunda fase del TNA.
Ayer, luego del receso por los festejos de fin de año, el plantel completo de los infernales se volvió a ver las caras en el estadio Delmi, lugar en el que primó la buena onda y las caras sonrientes, en lo que fue el retorno oficial a los trabajos de cara a lo que se viene.
Con la salida de Eric Freeman, Sebastián Uranga fue la cara nueva en el entrenamiento de ayer y al que le tocará la tarea de reemplazar al norteamericano que se hizo sentir en Salta durante la temporada en el Torneo Federal.
A cargo del profe Rafael Padilla, los infernales se centraron en trabajos físicos que continuarán a lo largo de la semana en doble turno, matutino y vespertino, con la premisa de llegar preparados de la mejor manera al reinicio del torneo, en el que tendrán tres partidos seguidos de local.
El primer partido en carpeta para Salta Basket en este 2016 se llevará a cabo el próximo domingo 10, cuando le toque recibir a Hindú Club de Resistencia en el estadio Delmi.
Los infernales ya se enfrentaron a los chaqueños en condición de visitante y quedaron muy cerca de dar el batacazo al caer derrotados por 93 a 85.
Luego, el equipo dirigido por Ricardo De Cecco recibirá a Echagüe de Paraná el miércoles 13, mientras que el 20 se medirá con los cordobeses de Barrio Parque.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial



Comentá esta noticia