Diego Maradona volvió esta noche a arremeter contra el fallecido Julio Grondona al precisar que está "seguro" que el presidente de la AFA los "entregó en la final del Mundial de Italia 1990 como Chile en la Guerra de Malvinas".
Maradona reveló que un día antes de la final frente a Alemania, se le acercó Grondona y le comentó algo que al "Diez" lo llenó de furia: "Hasta acá llegamos". "Estábamos en el hotel. Grondona me agarró y me dijo: 'Hasta acá llegamos'. Yo estaba desgarrado, sin una uña porque el boludo del doctor (Raúl) Madero me la sacó en vez de dejármela para que me cubra el botín y la media. Me la hizo sacar. Estábamos entregados", arrancó Diego en declaraciones al canal América.
En seguida, Maradona completó: "Yo salí de ahí y le dije 'escúcheme, Julio, entregados las pelotas. Yo, mañana, en la cancha, voy a trabar con la cabeza. Vos no me vas a decir lo que tengo que hacer".
Sin embargo, el excapitán albiceleste fue más allá y cuando le preguntaron si creía que Grondona tuvo que ver con la elección de Edgardo Codesal, el polémico árbitro que dirigió la final, no lo dudó. "Pongo las dos manos en el fuego, y te lo juro por mis hijas, que tengo tres, Dalma Giannina y Jana, que él decidió que fuera Codesal, ese botón, el árbitro de la final. Grondona nos entregó como nos entregaron los chilenos en la Guerra de Malvinas", graficó Diego.
Por último, le preguntaron por qué decidió aceptar el cargo de entrenador de la Selección argentina cuando sabía de todas las internas que había y de sus sospechas contra algunas cuestiones dentro de la AFA, y Pelusa respondió: "Porque me moría por dirigirla". "Era un cuestión de orgullo, no acepté por plata. Cuando me llegue la FIFA, se van a saber muchas cosas de muchos dirigentes argentinos", concluyó.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial



Comentá esta noticia