El entrenador del seleccionado argentino, Gerardo Martino, sostuvo hoy que lo "ideal sería contar con un equipo mixturado en su funcionamiento entre el Patón (Edgardo) Bauza" y él, porque "históricamente los dirigentes fueron cambiando de un técnico a otro con ideas diferentes, por lo que si se le pregunta a alguien cual es la verdadera identidad nacional, no sabe que contestar".
"La verdad que lo ideal sería contar con un equipo que sea mitad Bauza y mitad Martino, así podría atacar un poco y defender otro tanto. Entonces los periodistas estarían agradecidos. Pero la realidad es que históricamente los dirigentes fueron eligiendo entrenadores del seleccionado con ideas muy diferentes entre sí, y eso provocó que el fútbol argentino no tenga identidad", cuestionó Martino durante una picante conferencia de prensa previa al clásico rioplatense de mañana ante Uruguay, por la segunda fecha del grupo B de la Copa América.
"Nuestra tendencia siempre es el riesgo, pero insisto con que Argentina nunca tuvo un estilo de juego. Nos centramos en la idea, pero esta no existe, porque todos piensan diferente. Contra Paraguay salimos a rematar el partido y nos salió mal, pero con el equipo que tenemos a mi me da mucha pena cerrar un encuentro cuando vas ganando 2 a 1", sentenció un Tata visiblemente molesto ante los cuestionamientos recibidos en las últimas horas a la forma de ver y aplicar sus conceptos de juego.
Sin tiempo para dilaciones y también escaldado por un pasado en Barcelona donde padeció el maltrato de la prensa catalana, el rosarino blandió parámetros de su idea como "ser desordenados para atacar y ordenados para defender".
"Pero atención que tengo muy claro cuando tomar riesgos. Lo que ocurre es que eso sucede cuando surge la necesidad. No hay posturas previamente acordadas al respecto. El ingreso de Carlos Tevez por Javier Pastore ante Paraguay era para que jugara más retrasado y fuera Gonzalo Higuain de punta. Lo habíamos practicado con los chicos del sub 17 y había salido bien", justificó.
"Lo que pasa es que eso sucedió en medio de un segundo tiempo que fue de lo peor de la primera fecha en cuanto a nuestro juego. Pero así como digo una cosa, digo la otra. La primera etapa fue la mejor jugada por un equipo, entre los 12 que compiten aquí", sentenció.
Y sobre el punto arribó a una molesta conclusión. "Cometimos el error de que se nos juzgara solamente por lo hecho en el segundo tiempo. Pero atención que tampoco yo puedo garantizar que algo así vuelva a ocurrir. Lo que pasó en el primer tiempo, la parte buena del equipo, esa es nuestra idea", argumentó.
"Y en cuanto al juego de mañana contra Uruguay, personalmente valoro mucho todo el proceso del Maestro Oscar Tabárez y su gestión de tantos años. Ahora habrá que ver que nos propone mañana, porque contra Jamaica jugó con cinco mediocampistas y dos por adentro", apreció.
"Uruguay es un equipo que tiene jerarquía en sus extremos, con Diego Godín en el fondo y Edinson Cavani adelante. Por eso será básico controlar la mitad de la cancha, ya que en esa zona es en la que podemos hacer la diferencia", estimó.
Un Tata a pleno, fue desde la mención a su colega de San Lorenzo hasta un gran elogio al seleccionado de Chile, porque remarcó que juega "distinto al resto de los que están en la Copa América", y abandonar la sala de prensa del estadio La Portada, sede del juego de mañana ante los uruguayos a partir de las 20.30, se preocupó en resaltar que el sábado ante los paraguayos Lionel Messi "estaba contento, porque nunca miró hacia bajo".

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial



Comentá esta noticia