No será por los puntos, pero tiene mucho valor muy especial. Central Norte, con muy poco rodaje futbolístico se alista para afrontar el superclásico ante Juventud Antoniana, que se jugará en domingo en el Martearena desde las 16.30.
Más allá de la diferencia de categorías que excite y que ambos equipos se preparan para sus respectivos torneos, es un hecho que saldrán con la enjundia de adjudicarse la victoria.
En ese sentido, Matías Fernández, uno de los referentes del plantel azabache, en diálogo con El Tribuno, describió el presente de su equipo: "Estamos tratando de aflojar el trabajo duro de pretemporada para ir tomando forma lo que será el arranque del Federal B. En el medio nos encontramos con un clásico que hace tiempo no se juega, seguramente los dos vamos a querer ganar más allá de que sea amistoso".
Controlar el temperamento y el juego brusco será esencial, de manera que ninguno salga perjudicado del amistoso. "Nos tiene que servir a ambos clubes para lo que viene, nosotros desde adentro de la cancha tenemos que demostrar que es un partido de fútbol, porque sino no podemos pedir que afuera no haya ningún tipo de violencia. Espero que el juego brusco no sea el protagonista, que lo sea el fútbol", expresó el Enano Fernández.
Otra prueba que deberá sortear el equipo de Pedro Rioja será reconquistar al hincha que viene golpeado y quizás desilusionado porque no se puede lograr el ascenso al Federal A. Es verdad, restan cosas por mejorar pero este renovado plantel intentará reconstruir el romance con los hinchas. "Seguro que aquel hincha que vaya a la cancha querrá ver un equipo que salga a ganar, valoran mucho la entrega y el sacrificio del jugador, desde adentro tenemos que contagiar a la gente para que vuelva a confiar", dijo el volante azabache, quien luego agregó: "sabemos que es duro y están decepcionados con las campañas anteriores. Se hizo un muy buen torneo la temporada pasada y quedamos en la puerta del ascenso como si nada. Hay una nueva oportunidad, tenemos que afrontarlo todos juntos, desde la dirigencia hasta aquel hincha que no estaba yendo a la cancha, que se sume, así saldremos adelante entre todo".
La oportunidad es perfecta para que los fanáticos cuervos se vayan familiarizando con el plantel que competirá en un torneo atípico que ilusiona: "Será difícil, a eso hay que sumarle que dura seis meses. A nivel deportivo está bueno porque te da la posibilidad de lograr un ascenso en la mitad del tiempo que lo hacías en otros años. Pero a la vez la gente que se va sumando a la cancha no llega a conocer un plantel", reconoció el mediocampista cuervo.
Seguramente los hinchas azabaches y también los amantes del fútbol se preguntarán ¿Qué Central Norte verán? Mati Fernández fue simple y conciso en su apreciación personal: "Trabajamos para mostrar lo que Pedro (Rioja) pide; jugar bien a la pelota con entrega y sacrificio. Este es un plantel con gente joven y de mucha experiencia que va a ir llevando a esos jóvenes por el camino correcto. Creo que está todo encaminado para que comencemos de la mejor manera tomando el partido del domingo con el compromiso que se merece porque no deja de ser un clásico".
Un condimento muy especial que tendrá el amistoso es que se jugará con la presencia de ambas hinchadas, un extra que motiva a cualquier profesional. "No hay nada más lindo que jugar a cancha llena, ojalá que sea así, la gente en Central se hace sentir mucho y eso es importante. Espero que nos acompañen el domingo y a lo largo del torneo", concluyó Fernández.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial



Comentá esta noticia