Restan 86 días para el inicio de los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro y a medida que pasan los días se multiplican los esfuerzos de algunos deportistas por lograr las marcas que les permitan estar en los primeros juegos que se realizarán en Sudamérica. Es el caso del salteño Maximiliano Díaz, que viene de ser campeón nacional de salto triple. Necesita lograr un salto de 16,85 metros y se le presenta una nueva posibilidad en el Campeonato Iberoamericano que se desarrollará desde el próximo viernes en Río de Janeiro, en la misma pista que se utilizará en la cita olímpica de agosto. Hoy emprenderá viaje a Brasil junto a otros 19 atletas argentinos y antes de partir Díaz habló con El Tribuno sobre las chances que tiene de cumplir el sueño que mantiene vivo desde hace doce años.

¿Con que expectativas llegás al Iberoamericano de Río de Janeiro?
Llego bastante bien, contento por una parte y por otra creo que mejor preparado que en otros momentos. El último Iberoamericano en el que competí fue en el 2012 y quedé fuera de la final por dos centímetros. Ahora llego en mi mejor momento, tanto física como psicológicamente; me encuentro bastante bien, estable en las marcas y hacía mucho tiempo que no tenía esta estabilidad. La última vez que había pasado los 16 metros fue en febrero de 2012 y ahora arranqué este año con mejores marcas y cercanas a mi récord. En el Nacional salté 16,15 metros y estuve regalando entre 40 y 50 centímetros porque había picado muy detrás de la tabla; hubiese sido muy bueno si pisaba la tabla porque hubiera ganado 50 centímetros más o menos. Pero a pesar de eso estoy contento porque sabemos que estamos trabajando bien de lunes a viernes. Lo importante es que llego sin lesiones y con muchas ganas de saltar; quizá en otros momentos llegaba con ganas de competir, pero con alguna molestia o lesión, y ahora llego al cien por ciento.

¿El Iberoamericano es tu última chance de clasificar a los JJOO?
Calculo que voy a tener otra chance. La clasificación para los Juegos Olímpicos la cierran un mes antes del inicio; calculo que lo que queda de este mes y junio voy a poder seguir compitiendo buscando la marca. De todas formas, compito el lunes en la pista que se va a utilizar en Río y el 21 de mayo voy a estar compitiendo en Salta en un torneo de la Federación.

¿Te quita el sueño lograr la marca para Río 2016?
Cuando estuve más cerca de la clasificación en 2012 pensaba que si se daba era por suerte. Hoy, si se da es por el trabajo, por la suma de los resultados y lo que venimos haciendo con el grupo que me acompaña. Hoy no lo veo tanto como algo que me deje sin sueño, pero de cualquier manera siempre fue un sueño para mí estar en los Juegos Olímpicos, lo tengo hace doce años en la cabeza. Sé que ahora estoy mucho más cerca que antes en lo psicológico y en lo físico.

¿Y estar en los Juegos Olímpicos que significaría?
Sería cumplir el sueño más grande que tengo. Como deportista, como persona y como aficionado a los deportes clasificar a los Juegos Olímpicos sería el logro más grande de mi carrera. Pero bueno, sé que es difícil clasificar; así como yo quiero clasificar, en el Iberoamericano habrá más de 30 países en competencia con atletas que tienen las mismas ganas de clasificar que yo. Vamos a dejar todo.

¿Es una motivación extra competir en el mismo escenario donde se desarrollarán las pruebas de atletismo de Río 2016?
Sí, por supuesto. El hecho de estar en el pista donde se van a realizar los Juegos es muy bueno. Llegarán atletas de muy buen nivel mundial, la primera línea del atletismo, porque quieren ver la pista y las condiciones del clima para adaptarse bien. Mi idea es tratar de competir ahora, buscar la marca, porque este es el momento. Con el tiempo fui creciendo en la parte deportiva y psicológica, y ya lo tomo de otra forma; ahora voy directo a disfrutar y cuando uno disfruta se dan mejor los resultados que cuando estás más presionado. Va a ser único competir en la misma pista en la que se van a realizar los Juegos.

¿Cómo analizas tus actuaciones en lo que va del año?
La verdad es que esta primera etapa de año ha sido demasiado buena, teniendo en cuenta que hace cuatro años no tenía estos resultados, no saltaba tan parejo arriba de los 16 metros. Se mes escaparon saltos arriba de los 16,50 estando aquí en Salta, compitiendo en Mar del Plata, en Buenos Aires. En estas tres semanas que pasaron del Nacional ajustamos lo que se debía para tratar de que se dé el salto en el Iberoamericano. Yo siempre me consideré un deportista al que le gusta la confrontación, cuando tengo a alguien que salta mejor que yo al lado no me gusta quedarme atrás y trato de saltar de la misma manera. Ahora llego completo en todo sentido, con muchas ganas de competir, con ganas de saltar, puede pasar cualquier cosa y es lo que vamos a buscar. Tenemos seis saltos para hacer la marca y en alguno va a salir.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen



Comentá esta noticia