Control también de crack. En un concurso de habilidades futbolísticas grabado para una TV japonesa Lionel Messi elevó el esférico a ¡18 metros! y rubricó la jugada, grabada en un recinto escolar de Barcelona, con un control asimismo de crack en cuanto la pelota había bajado de las "nubes".
Al margen de la clase de Messi, cabe destacar también la pasión con la que los reporteros nipones vivieron la escena, haciendo reír abiertamente al cuatro veces ganador del Balón de Oro.


¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial



Comentá esta noticia