Lionel Messi y Neymar son amigos y conforman una delantera que será recordada como una de las mejores del mundo junto con Luis Suárez, pero mañana serán rivales en el superclásico sudamericano, por la undécima fecha de Eliminatorias para el Mundial Rusia 2018.
messi y neymar.jpg

Las miradas se posarán en ambos y cada uno por su lado es el símbolo y la máxima referencia de sus selecciones para ganar el partido que se se llevará a cabo en el estadio Mineirao de Belo Horizonte.
La situación es diferente respecto de la actualidad de sus respectivos seleccionados. Mientras Neymar, quien invitó en su avión privado a Messi y Mascherano para el arribo a Brasil, goza de la tranquilidad con el primer puesto en Eliminatorias, el rosarino, luego de tres jornadas, regresa para encauzar el rumbo y salir del sexto puesto del certamen.
Neymar ya sufrió a Messi en dos amistosos. El primero fue el 17 de noviembre en Doha en el amistoso que finalizó 1-0 para el seleccionado argentino como consecuencia del gol sobre la hora del crack rosarino. Su capacidad de sorpresa se puso a prueba el 9 de junio de 2012 con las tres conquistas de La Pulga para el 4-3 en Nueva Jersey, Estados Unidos, en otro amistoso.
Messi y la Argentina aún no padecieron una actuación descollante de Neymar, pero harán todo lo posible para que mañana se mantenga esa tendencia.
En las calles de Belo Horizonte también se palpita ese enfrentamiento "aparte" entre dos habilidosos del fútbol que por primera vez en Eliminatorias Sudamericanas, en un duelo por tres puntos clave, quedarán cara a cara.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial



Comentá esta noticia