Tras la gran victoria conseguida en el autódromo Eusebio Marcilla de Junín, Pablo Vuyovich expuso sus sensaciones y de fondo un coro de amigos no se cansaron de cantar "dale campeoooón". Obviamente dentro de los festejos hubo un tiempo para pensar en Paco, su papá, y Nicolás, su hermano.
"Estoy muy contento. Salimos a todo o nada. Quiero agradecer al equipo de Jorge Oliverio, a Diego Gavilán, a Claudio Garofalo, a Gaby Rodríguez, a todos mis amigos que vinieron de Salta, a mi familia, a mi señora, a mis cuatro hijos, a mi vieja, a mi viejo y mi hermano que están en el cielo. A toda la gente de Orán y de Salta; la verdad es que estoy muy emocionado. Ganamos de la mejor manera como los teníamos que hacer", señaló Vuyovich en el podio y antes de recibir el trofeo de campeón.
"Fue una linda carrera, teníamos un buen auto, veníamos expectantes. Una vez que agarré la punta puse toda la fuerza de mi vida en esa última vuelta y aceleré con todo. Después Alcaine tuvo ese incidente, pero yo hice lo que tenía que hacer", agregó el flamante campeón de la Clase 3.
"Nunca pregunté como venía Alcaine. Cuando me bajan la bandera y hago la vuelta de honor pregunto como salió Alcaine y me dicen 'sos campeón'; ahí estallé de alegría y estaba desesperado por llegar acá y abrazarme con mis amigos", contó el oranense.
"En el lugar en el que estén tanto mi hermano como mi viejo deben estar más feliz que yo", señaló por último y con emoción por el recuerdo de sus padre y su hermano ya fallecidos.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial



Comentá esta noticia