Presupuesto austero, jugadores salteños, consciencia y responsabilidad en la administración de los recursos, coherencia de un proyecto firme y jugadores con un admirable espíritu amateur que desdoblan su existencia entre sus quehaceres laborales alejados de la pelota, los entrenamientos y los partidos. Eso es Mitre, el equipo que muchos miraban "por encima" y que hoy se convirtió en la única alegría genuina del devaluado fútbol salteño. Sin embargo, en el humilde ciclón del este nadie se la cree, ni aun el día después de la histórica eliminación por penales al "gigante" Central Norte y la clasificación a la final por el ascenso al Federal A.
En Mitre todos conciben que el objetivo es uno solo, el ascenso, y que aún no se ganó nada. Así lo expresó la titular del club, Blanca Chacón Dorr, en diálogo con Alentandooo. "Más que felices, estamos esperanzados con el equipo. Se viene una final que no será fácil y debemos concentrarnos el doble, aún no llegamos a ningún lado. Sabíamos al comenzar el año que serían seis partidos y recién jugamos cuatro. No nos vino mal perder el primer partido con Central para sacar todas las fuerzas de adentro. El equipo demostró estar preparado y tener un gran amor propio en las adversidades. Y el objetivo es uno, se asciende o no, no hay objetivos a medias, hoy solo pensamos en la final y no en lo que vendrá después", manifestó la presidenta de un ciclón que quiere seguir haciendo historia.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial



Comentá esta noticia