El plantel de Boca arribó esta tarde a la ciudad de Formosa en un chárter especial al Aeropuerto Internacional El Pucú, donde más de dos mil personas lo esperaban para acompañarlos en una caravana que los escoltó hasta el hotel donde se aloja la delegación.
Cientos de automóviles y motos formaron largas filas que hizo que se cortara el tránsito por la Ruta Nacional 11 desde el Aeropuerto local hasta el acceso norte a la ciudad de Formosa
En el hotel Howard Johnson, miles de personas recibieron con aplausos y cánticos al equipo de Rodolfo Arruabarrena, a la vez que coreaban el nombre del máximo ídolo, Carlos Tevez.
La capital formoseña se tiñó de azul y amarillo desde el sábado último, cuando se abrieron las boleterías de la Liga de Fútbol local para a adquirir las entradas.
"Se vive un hecho muy trascendente y jamás visto" dijeron distintos dirigentes del deporte formoseño.
Los fanáticos del xeneize hicieron fila durante horas en la noche del sábado, domingo y lunes para conseguir una localidad. Algunos no durmieron, mientras que otros se turnaron para hacerle el 'aguante' al equipo auriazul.
Mañana desde las 19.30, en el estadio Antonio Romero, Boca se medirá con Banfield por un lugar en los octavos de final de la Copa Argentina.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial



Comentá esta noticia