Tras perder el pasado martes con Cipolletti, Juventud Antoniana quedó al borde de un fracaso rotundo, pese a que aún le quedan cinco series para lograr el segundo ascenso, objetivo que está muy lejos de concretar si su andar futbolístico sigue yéndose al tacho. Pero todas las culpas del “cuasi fracaso” de ningún modo recaen en una sola figura, como algunos endilgarán. Las tres patas fundamentales de este proceso (dirigencia, cuerpo técnico y jugadores) son las principales responsables de esta caída en picada del equipo y de las ilusiones del hincha, pero son los futbolistas, aquellos que ejecutan los que algunos arman (dirigentes) y otros dirigen (Alberto Pascutti), los que se llevan la mayor cuota por haber carecido en cancha de la actitud y el compromiso que mostraron en la primera ronda.
Como contraste a esa alarmante falta de respuestas y convicción de los que saltan al campo de juego, el presidente de la entidad, José Muratore, sí estuvo firme y seguro al ratificar con absoluta certeza que banca al proceso: al técnico y a los jugadores. Además, redujo la profunda crisis futbolística a un “bajón como cualquiera” y desmintió rotundamente las versiones que circularon en la jornada de ayer de supuestos golpes de puño entre jugadores y que el DT habría renunciado.

¿Quién o quiénes son los respo...

“Pascutti no renunció y en ningún momento pensamos en echarlo, esa es la realidad.
Dijeron que hubo piñas en el vestuario y es una mentira total, yo llegué con ellos y no hubo ni una discusión. No está en duda la continuidad del técnico. Como presidente reafirmo que bancamos este proceso hasta el final. Lo último que haría es pedirle que se vaya. Este es un bajón del equipo, como todos los equipos lo tienen, como lo tuvo River. El bajón nos llegó justo ahora, en este momento definitorio, pero pasará. Estamos muy preocupados, es cierto; tanto yo como mis pares, el cuerpo técnico y los mismos jugadores, pero estamos más unidos que nunca y de esta saldremos todos juntos para sacar este barco adelante”, expresó el titular de la entidad de Lerma y San Luis, para luego continuar capeando las tormentas del disconformismo colectivo. “Aún esto no terminó, nos quedan cinco finales de 180 minutos cada una por el segundo ascenso. A los jugadores les pedimos un esfuerzo sobrehumano, porque si no se dio el ascenso por un lado se lo buscará por el otro. Yo no creo que los jugadores no hayan tenido compromiso y actitud. Mientras otros equipos se limpiaron de amarillas para jugar con alternativos en la última fecha (refiriéndose a Gimnasia), en Juventud estuvieron todos los titulares. Sigo confiando en estos jugadores. Y no tengo que ratificarle la confianza a alguien que tiene el apoyo unánime de toda la CD. Acá hay un compromiso conjunto para ascender y se luchará por eso hasta el final. Hay unidad total y no es ficticio ni está armado. Si yo no tendría la confianza de que vamos a lograr el objetivo, hubiese renunciado el primer día”, enfatizó Muratore.

Conferencia para "bancar" el proceso

Por decisión de la CD de Juventud, la dirigencia, el DT Alberto Pascutti y los futbolistas del plantel profesional brindarán una conferencia esta tarde, a las 17, en la sede del club, para ratificar el espaldarazo al DT y desmentir versiones de peleas y camarillas dentro del vestuario. “El hincha debe saber que estamos unidos y no creer en lo que le dicen”, expresó Muratore.








¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial



Comentá esta noticia